Reflexiones al atardecer

lacocina
Una vez escuché al filósofo Edgar Morin argumentar a favor del teatro y del cine. Entre otras, planteó una idea muy sugerente: la cultura, aunque es ficción, hace emerger la empatía por otros seres humanos. ¡Algo que no consigue ni la realidad! Cuando alguien se cruza en la calle con una persona sin techo, lo estadísticamente normal es ignorarla. Sin embargo, si ese mismo alguien ve una película u obra sobre aquella persona sin techo, tenderá a comprender su situación, sus miedos, sus errores y sus esperanzas. Empatizará. La cultura, cuando es buena, es un arma muy poderosa. Recordé esto mismo viendo “La Cocina”, una obra de teatro con un elenco de 26 actores y actrices y dirigida por Peris-Mencheta. La vida de la clase trabajadora en una gran cocina, con las pasiones humanas emergiendo por todas partes. Una sutil reflexión sobre el trabajo, la alienación y la vida. Si podéis, tenéis que verla. Porque es una cocina, pero quizás pudiera ser una oficina o incluso nuestra vida.
trump
Parece que Trump será el próximo presidente de Estados Unidos. Un multimillonario excéntrico, xenófobo y machista. Los liberales se rasgan ahora las vestiduras, o eso dicen, pero Trump es el síntoma de la globalización neoliberal. Su mensaje tiene un claro destinatario: las clases medias empobrecidas con la crisis, las clases populares víctimas de la globalización y en general todo ciudadano harto del establishment. A Trump se lo ha puesto fácil, sobre todo, el Partido Demócrata. Elegir a Hillary Clinton de candidata, una criminal de guerra que además es símbolo de la clase política, era tanto como votar a Trump de presidente. El único que podía enfrentarles era un candidato antiglobalización neoliberal, Bernie Sanders. Al fin y al cabo la única forma de enfrentar al fascismo es hablarle a la clase trabajadora desde la izquierda, sin adornos, sin mentiras, pero con un proyecto de esperanza. Eso también nos toca aquí.
rufian_tarda
El discurso de Rufián durante la investidura fue incendiario. No fue una excepción, sino que es su estilo. Muy probablemente por eso y para eso está en Madrid, pues casa con la estrategia independentista. Y Rufián es listo, muy listo. Hasta ahí, ningún problema. Es más, en lo sustantivo Rufián no dijo ninguna mentira. Si prestamos atención al contenido, todo lo que dijo fue verdad; por más que se sulfurara la bancada socialista. Ahora bien, es necesario subrayar la hipocresía que emerge cuando en Madrid se tiene un discurso de izquierdas y rupturista y en Cataluña se va de la mano de la burguesía catalana, incluso en materia presupuestaria, o se está dispuesto a hablar con esa misma burguesía y con la derecha española para tumbar al gobierno de Ada Colau. E hipócrita es que los diputados del PSOE que han hecho presidente a Rajoy se indignen con el discurso de Rufián. Porque con sus verdades Rufián pudo herir sensibilidades. Pero Rajoy, con sus políticas, hiere vidas enteras.
rajoy_hernando
Unos meses después de las elecciones de diciembre, Pedro Sánchez denunció que estaba recibiendo presiones del mundo empresarial –de las grandes empresas, para ser más exactos. El objetivo de esta presión era evitar que Unidos Podemos (entonces por separado) pudiéramos tener influencia en el futuro Gobierno. Las presiones tuvieron éxito y Sánchez pactó sólo con CS. Eso le permitió prolongar su mandato al frente del PSOE. Tras las elecciones de junio finalmente las grandes empresas le cortaron la cabeza a Sánchez, que parecía querer explorar ahora lo que entonces no le dejaron. Ayer Sánchez reconoció –otra vez- esas presiones y señaló a Felipe González y Susana Díaz como las correas de transmisión. Tiene su importancia, siendo él quien lo dice y escuchándole medio país. Pero la conclusión es rotunda: el PSOE como estructura es, y a pesar de estos conatos de rebeldía, un instrumento más de la oligarquía de este país. Por eso es presidente Rajoy.
carros
Nos han robado, saqueado, explotado… durante los últimos años la gestión de la crisis ha consistido esencialmente en transferir dinero desde abajo hacia arriba. Nuestro dinero, por supuesto. Miles de millones de euros se han destinado a salvar bancos sin dinero, aeropuertos sin aviones, autopistas sin coches. Más millones han servido para indemnizar a oligarcas que fracasaron en sus negocios, como a Florentino Pérez, o a pagar sueldos multimillonarios a presidentes de bancos, como el del BBVA que se marchó con una pensión de 5.000 euros al día. Al mismo tiempo, brutales recortes en salarios, sanidad, educación, pensiones. Los hijos de los trabajadores se marchan del país porque no hay trabajo; sus padres y madres sienten el miedo al futuro; las abuelas pierden el dinero de la pensión. Y para sostener esta inmensa estafa las élites han decidido asaltar el PSOE para que el jefe de la Gürtel siga siendo presidente. De verdad, ¿todavía me preguntas por qué salimos a la calle a protestar?
calle-Madrid-mafia-hola-democracia_EDIIMA20131005_0373_5
El problema no es la disciplina de voto dentro de un grupo parlamentario, sino el lugar en el que se encuentra el poder de decisión del sentido del voto. Cuando un partido decide democráticamente el sentido de un voto, especialmente a través de mecanismos directos, es de rigor que todos los parlamentarios tengan que cumplir con dicho mandato. Al fin y al cabo los diputados son representantes de una voluntad, la de sus militantes, y su posición privilegiada se deriva de esa relación. Ningún sentido tiene incumplir ese mandato cuando los militantes de un partido han decidido democráticamente; sería elitista, sería desleal. El problema viene cuando la decisión no se ha tomado de este modo sino por su contrario: por imposición de una minoría, por un motín oligárquico. Entonces adquiere sentido, como síntoma de rebeldía, rebelarse. Pero es un problema más profundo: ¿es el partido democrático? ¿está la legitimidad en la militancia o en los aparatos oligárquicos?
carros
Entre 2013 y 2015 se prohibieron el 4% de las manifestaciones. Conviene compararlo históricamente: entre 1996 y 2012 se prohibieron el 0,8%. Hay una diferencia notable. Este crecimiento del autoritarismo del Gobierno ha ido parejo de la criminalización de la movilización social. Ayer el anaranjado partido comodín criticó que en IU nos sumemos a la protesta por la investidura de Rajoy. Hoy muchos medios tratan de identificar esa misma protesta con un golpe de Estado. La semana pasada vincularon la protesta estudiantil de la UAM con el 23F. Ayer un director de periódico me acusaba de violento -por agitador-, y decía añorar los «tiempos buenos» de IU. Echan de menos la izquierda de orden, su «izquierda» tolerante y respetuosa con los mafiosos. Y, al calor de todo esto, yo me pregunto: ¿qué pasa en nuestro país para que las protestas sean vistas como contrapunto de la democracia y no como expresión de ella? ¿No será acaso que los comodines y la guardia de corps del régimen prefieren partidos amordazados y a una población silenciosa para poder saquear y explotar con impunidad?
guindos
No recuerdo el número de veces que el ministro de Economía me ha dicho, en comparecencias parlamentarias, que toda la ayuda pública a los bancos sería devuelta. Que recuperaríamos las inmensas cantidades que hemos pagado para tapar sus agujeros contables de especulación y sueldos millonarios. Sólo en ayudas directas hemos pagado más de 50.000 millones de euros entre 2010 y 2013 (es decir, con gobiernos de PSOE y PP). Dinero que dejó de ser usado para servicios públicos y que justificó, según ambos Gobiernos, nuevos recortes de nuestros derechos. Pues bien, el Banco de España ha confirmado hoy que sólo se ha recuperado el 5%. Del resto podemos olvidarnos. Una evidencia frente a sus mentiras y su infame política de socialización de pérdidas y privatización de ganancias. Ya sabéis, es fácil imaginar a las grandes empresas con su neoliberal política de «lo mío, es mío, y lo tuyo… pues es mío también».
enriquesantiago
Tras más de cincuenta años de guerra en Colombia entre el Gobierno y las FARC, por fin se ha alcanzado la paz. No ha sido fácil, y tras tres intentos fallidos parece que a la cuarta va la vencida. Las negociaciones comenzaron en Noruega en 2012 y se han desarrollado en Cuba. Los acuerdos incluyen medidas para combatir la pobreza y la desigualdad, para reparar la memoria y dignidad de las víctimas, la búsqueda de desaparecidos (más de 50.000), el desarme de guerrilla y paramilitares, la reintegración civil de los ex-guerrilleros y un largo etcétera de medidas harto complejas. Cualquiera puede hacerse cargo de la enorme dificultad que ha tenido llegar hasta aquí. En IU tenemos la fortuna de contar con un dirigente como Enrique Santiago, uno de los abogados inmersos en el proceso y que más ha sido criticado por ello. Pero gracias a él, y a gente como él, hoy podemos celebrar la culminación de un proceso de paz. Y en estos tiempos eso no es poco. Gracias.
rajoy
Son días extraños. Se ha instaurado en el sentido común, que no quiere decir el sentido de la razón, que hay que tener gobierno como sea. Incluso aunque eso implique que gobierne el presidente más corrupto de la historia, y el responsable de los graves recortes sociales de los últimos años. Mientras, tres partidos juegan al póquer sin aclarar sus verdaderas cartas. Ahora bien, ¿quién cree a quien dice hoy lo que negaba ayer y viceversa? Por otra parte, otros parece que predicamos en el desierto para que el PSOE no se resigne y apueste por la izquierda. Y entre tanto, una población cada vez más harta se aleja de un tablero de la política en el que los que mandan, pero sin presentarse a las elecciones, celebran que los pobres dejen de buscar respuestas. La consigna, sugiero, ha de ser otra: que nadie se rinda.

Últimos artículos

¡Digamos adiós a la izquierda pija!
Artículo escrito al calor del triunfo de Donald Trump en las elecciones de EEUU. Con un título provocativo, el análisis parte de las transformaciones económicas...
Entrevista: “Organización, unidad y lucha”
Entrevista en profundidad sobre el momento político y económico desde una perspectiva marxista. La entrevista la realizó el filósofo Salvador López Arnal y ha sido...
Si no eres de orden no sales en la foto
El que fuera presidente de la agencia EFE, director de El Mundo y fundador de La Razón, Luis María Ansón, publicó ayer que el Centro...
Esta vez no tendrán una izquierda de orden
Lo que conocemos vulgarmente como política no es otra cosa que un gran escenario teatralizado donde se suceden los personajes, las máscaras, los relatos y...
¿De qué sirve la movilización social?
Cada cierto tiempo en el ecosistema de la izquierda política y social deviene el debate sobre la utilidad y relaciones de las instituciones políticas y...
Es el momento de Unidos Podemos
Parece evidente que el mayor pecado de Pedro Sánchez ha sido el de insinuar que intentaría un Gobierno alternativo con Unidos Podemos. ...
El motín de la oligarquía
El fraude democrático que está teniendo lugar en este momento en el Partido Socialista es sin duda expresión de la crisis de régimen que vivimos....
Nuestros retos
El crecimiento de la extrema derecha se basa, a mi juicio, en la promesa de seguridad que ofrecen a los sectores desprotegidos de una sociedad....
Una estrategia política para Izquierda Unida
Vivimos una crisis de régimen que es, además, expresión de una crisis del sistema económico capitalista. Sin embargo, en el tiempo que viene durando esta...
Entrevista: “Tenemos que desplegarnos en el tejido social y el conflicto”
Publicada en ElConfidencial. Entrevistadores: Esteban Hernández e Iván Gil. La izquierda está sumida en un momento paradójico. Cuenta con una presencia parlamentaria con la que...
Valoración resultados 26-J
Presentado en Asamblea IU del 16 de julio El 26 de junio de 2016 se cerró el intenso ciclo electoral que comenzó en mayo de...
Carta a la militancia y simpatizantes tras el 26J
En primer lugar, quisiera agradeceros a todos los militantes y simpatizantes el esfuerzo hercúleo que habéis empleado en esta campaña electoral. Ha sido una campaña...

Suscríbete y recibe las últimas novedades en tu correo electrónico:

Últimos libros publicados

Alberto Garzón - Alberto GarzónAlberto Garzón

Alberto Garzón

Reniego de un sistema económico como el capitalista cuyos fundamentos he estudiado y en los cuales reconozco gran parte de la responsabilidad de las penurias que sufre la humanidad hoy en día.

Participa! ¿conoces el trabajo de Alberto Garzón en el Congreso?

Copyright 2014 Alberto Garzón | agarzon.net