Publicado en Público.es

Marx, como otros autores clásicos, consideraba que las reglas de juego del capitalismo, y en particular el motor de la competencia, obligaría a las empresas a luchar entre sí incrementando la explotación sobre sus trabajadores. Al fin y al cabo el objetivo de las empresas es mantener o ampliar espacios de rentabilidad, para lo cual es necesario sobrevivir en la selva de la guerra competitiva. Si una determinada empresa se despista y se muestra menos belicosa en esa tarea, por ejemplo subiendo salarios, las empresas rivales pueden tomar la delantera y aprovechar para rebajar sus costes en relación a la empresa en cuestión. Esos menores costes se traducirán en mayores ventas y en consecuencia en mayores beneficios, asumiendo que los compradores prefieren el producto más barato al más caro. Sabedora de este hecho, la empresa tendrá que reaccionar tratando de reducir sus costes al nivel de sus rivales. Es decir, volviendo a bajar los salarios. La amenaza es desaparecer en tanto que empresa.

Por estas razones apuntadas, Marx y los clásicos consideraban que la tendencia del salario era a alcanzar un nivel de mera subsistencia. La coerción de la competencia llevaría a todas las empresas a alcanzar equilibrios de mercado donde el salario estuviera totalmente deprimido y con ello se mantuvieran condiciones de precariedad absoluta para los trabajadores. Dado que además la coerción de la competencia también obligaba a reinvertir los beneficios empresariales, Marx sumaba a la predicción de los salarios de subsistencia la famosa advertencia de que el capitalismo estaba cavando su propia tumba al aplicarse la ley de la tendencia decreciente de la tasa de ganancia.

Pero el desarrollo del sistema capitalista, bajo la tendencia de la concentración y centralización (empresas cada vez más grandes formando monopolios u oligopolios), junto con el ascenso al poder de partidos socialdemócratas y la aplicación de reformas que tenían como objetivo paliar las consecuencias de dicho desarrollo, mostraron una realidad histórica bien diferente a la que Marx había predicho. Las tesis de los revisionistas como Bernstein aparecían triunfantes en la creencia, aparentemente demostrada, de que el capitalismo podía domesticarse para evitar el negro oscuro que predecía el marxismo original.

Lo cierto es que la emergencia de las grandes empresas formando monopolios consiguió neutralizar la dinámica competitiva que, según Marx, debería haber conducido a salarios de subsistencia para los trabajadores. En un entorno de monopolio no es necesario luchar por reducir los costes laborales y en consecuencia se pueden compartir ciertos espacios de ganancia con los trabajadores si las instituciones, como el Estado, presionan para que así sea. El problema que puede emerger tiene más que ver, como apuntaron los autores neomarxistas (Sweezy, Foster, Magdoff), con la acumulación de ganancias por parte del capital que no puedan encontrar espacios de inversión (tesis del subconsumo). En cualquier caso, en ese marco de falta de competencia, los salarios no tienden hacia niveles de subsistencia. La socialdemocracia y el Estado del Bienestar pueden sobrevivir, si bien a costa de la sobrexplotación de recursos naturales y de los países en desarrollo.

Sin embargo, entre los ochenta y los noventa la caída del llamado socialismo real y la crisis de las organizaciones de izquierdas condujo a la hegemonía neoliberal y a la puesta en marcha de políticas económicas que promovían la libre circulación de capitales por todo el mundo. Estaba en marcha un nuevo estadio de globalización financiera y productiva, donde la competencia volvía a tener un lugar central en la actividad económica.

Las empresas de todos los países desarrollados, incluso aquellas que habían mantenido por mucho tiempo sus monopolios, tuvieron que entrar de nuevo en el tablero de la lucha competitiva. Y ese nuevo marco condujo de nuevo a la vigencia de la dinámica propia del capitalismo y, en consecuencia, a la validez de la predicción original de Marx. En todas partes las empresas luchaban por reducir sus costes laborales para poder vencer en una competición que ahora les enfrentaba con empresas de todo el mundo. Este sigue siendo nuestro contexto actual. El llamado capitalismo salvaje o capitalismo sin máscara.

Este marco de libre competencia mundial trasciende a los Estados y, en consecuencia, anula de facto la capacidad de la socialdemocracia de poder enfrentar esa dinámica a través de la actividad parlamentaria. Es decir, incapacita a las instituciones estatales para domesticar el capitalismo. Cualquier intento de alcanzar a nivel estatal políticas reformistas conduce necesariamente a una pérdida de competitividad de las empresas nacionales, lo que se traduce en mayores tasas de desempleo. He ahí el actual drama teórico y la confusión ideológica de los partidos políticos socialdemócratas en toda Europa, más allá de sus resultados electorales, al tener que enfrentar el dilema de precariedad o paro. Es decir, salarios de subsistencia o desempleo.

La socialdemocracia tiene que elegir entre aspirar a vencer en la lucha competitiva, aceptando un modelo de sociedad basado en salarios de subsistencia, o mantener nichos reformistas construyendo de nuevo monopolios, bien porque temporalmente domina tecnológicamente a partir de una determinada estructura productiva (modelo alemán) o bien porque introducen medidas proteccionistas que le aíslan de la lucha competitiva (modelo de capitalismo occidental de posguerra).

En un contexto de globalización financiera y productiva, estadio al que tiende siempre el capitalismo, Marx recupera su vigencia y sus tesis se reafirman. Al capitalismo le sobran, en este contexto, todos aquellos elementos que obstaculizan la posible victoria en una lucha competitiva. Dicho de otra forma, al capitalismo le sobran actualmente los servicios públicos y los derechos laborales. Y ante eso reaparece el viejo dilema de escoger entre un modelo de sociedad bárbaro y un modelo de sociedad alternativo. Y ese modelo alternativo sólo puede constituirse fuera del espacio capitalista, fuera del capitalismo.

COMPARTIR: Facebook Twitter Pinterest Google Plus StumbleUpon Reddit Email

Comentarios

  1. Como argumentación me parece atractiva, aunque las causas y los efectos son demasiado automaticos y habría que matizar mucho.
    Como conclusión, por un lado es triste y por otro no creo que se tan exacto.
    Es triste, por que si se acaba con el Estado Socialdemocrata, se acaba con la epoca mas civilizada de la historia y la esperanza a ese modelo de sociedad alternativo es solo un desideratum, ya hemos visto el desarrollo de las sociedades del comunismo real y temas como el hombre nuevo, creo que al menos, son utopicas.
    Y creo que no es exacto, porque aunque es verdad que la SD debe readaptarse a los cambios sociales y sobre todo a la globalización (se da mejor en estados nacionales), creo que despues de que comprobemos que la vuelta al liberalismo salvaje que venimos sufriendo desde finales de los 70, nos lleva al desastre (burbujas cronicas, especulación, deuda desbocada, etc), tendremos que reinventarla, superando su caracter nacional, y adaptandose a la globalidad. Tal vez socialdemocracias de ambito regional (Europa, Norteamerica, Sudamerica, etc) puedan ser la solución.

  2. Excelente análisis que muestra el agotamiento del capitalismo. Sin embargo, ¿cómo sería el modelo alternativo? Todos queremos que sea más humano, más ético, más respetuoso con la Naturaleza que está por encima nuestra, etc.. Pero hay que pasar de las buenas y comprensibles intenciones a la resolución del modelo; a la gente le produce inseguridad no vislumbrar con claridad lo que proponéis, no se hacen una idea de cómo funcionaria la sociedad con vuestro modelo alternativo y ese es el motivo de que a pesar de la crisis vuestro impacto en la sociedad es mínimo… Saludos!!

  3. La argumentación puede ser atractiva, pero a mi entender es errónea. Según dices, la socialdemocracia y el monopolio son los que han evitado que los salarios alcanzacen el mero nivel de subsistencia, pero lo que yo creo que ocurriría si los salarios llegasen a esos niveles, es que las empresas no venderían un colín. Solo se compraría pan, agua y velas. Luego ¿funciona el capitalismo como decía Marx? A mi no me lo parece. Parece que el capitalismo se autorregula, ya que los salarios deben alcanzar un equilibrio, de tal manera que sean lo suficientemente altos como para que haya movimiento, y lo suficientemente bajos como para que no suponga una carga inaguantable y sea asumible por la empresa.

    Luego no me parece que el quid de la cuestión de los salarios sea el capitalismo. Más bien me lo parecen otro tipo de políticas. Por ejemplo, durante 10 años el precio de la vivienda en España ha subido de manera drástica, no comparable con el resto de productos y mucho menos con los salarios. Sin embargo, el parque de viviendas es tan enormemente grande que hoy en día se pueden encontrar auténticas gangas, sin necesidad de haber tocado los salarios. ¿Habría ocurrido esto si los bancos no tuvieran la situación que actualmente viven? No, puesto que la gente podría seguir accediendo a créditos que le permitirían vivir medianamente bien, a pesar de tener el mismo salario.

    En definitiva, una persona puede cobrar 450 euros, pero eso no le da acceso a consumo, que es exactamente lo que necesitan las empresas. No tiene sentido por tanto esa argumentación.

  4. Muy buen análisis. Me ha gustado. Comparto tus críticas, pero ¿cuál es ese modelo alternativo extra-capitalista que sugieres al final? Contrapones el actual capitalismo salvaje al capitalismo de monopolios y al proteccionista que, de una forma u otra, han permitido desarrollar Estados del bienestar a través de políticas socialdemócratas. Pero ¿existe una alternativa a capitalismo y socialdemocracia más allá de los experimentos fracasados de socialismo real? ¿Cuál y cómo construirla? Me cuesta verla. Creo en un mayor control de la política sobre el mercado y en proyectos alejados de la lógica capitalista tradicional, en la línea del cooperativismo, la economía social y sostenible. Pero no termino de ver solución al modelo neoliberal que no pase por una gestión global de carácter netamente socialdemócrata. Comparto las críticas desde la izquierda a la vacilación de los partidos socialistas, pero, de la misma forma que los socialdemócratas adolecen de indeterminación, a su izquierda falta (a veces) pragmatismo. ¿Por qué no empieza la izquierda -puños, rosas, hoces y martillos mediante- por trabajar, mano a mano, en reformas concretas -que por llamarse así no pierden la capacidad de entrañar cambios revolucionarios- hacia la socialización, siempre global, del modelo en crisis?
    Un saludo.

  5. LA INCERTIDUMBRE ES PRODUCTO DEL NUEVO MODELO DE SOCIEDAD NO DE LAS ALTERNATIVAS.
    La incertidumbre que recorre Europa no es producto de las alternativas al capitalismo, éstas existían también en los tiempos de certidumbre.
    La incertidumbre es producto del período de transición entre un modelo de capitalismo y otro, que personalmente no se si calificarlo como capitalista.
    No es la alternativa superadora del nuevo modelo que surge del actual capitalismo la que genera incertidumbre, pobreza, inseguridad, desahucios, suicidios, es el desarrollo fetal (considero que los dolores del parto no han llegado) del actual capitalismo.
    Los ciudadan@s españoles en términos políticos tienen historia, bagage político-cultural, ahora mismo nos encontramos en la fase de greconización eco-sociopolítica en la que comienzan a determinarse los posicionamientos sociopolíticos de las clases medias que sustentaban el centrismo y ocupaban el espacio de volatilidad-centrista entre el alternante PPSOE. El concienciarse de la necesidad de superar el capitalismo por otro sistema, dependerá de su grado de satisfacción.
    El incremento de las fuerzas de extrema derecha en Europa, en Francia recuerdo una ocasión en que se dirimió la segunda vuelta presidencial entre derecha y extremaderecha (Le Pen), demuestran que no dependen exclusivamente del fracaso histórico o no, de marcas o identificaciones políticos-ideológicos en el pasado la capacidad de atracción actual. Sino que dicha identificación se dará si las condiciones eco-sociopolíticas demandan dichas alternativas sistémicas, y se producirá en función de la capacidad de identificación y alternantiva de las existentes en el proceso.
    Es cierto, que los términos socialistas o comunistas están deteriorados por los resultados históricos del llamado “socialismo real”, está es una realidad reconocida dentro del campo marxista por multiples investigadores y pensadores. Pero no deja de ser cierto que la óptica social, de comunidad, de bien comun, de interés general, de voluntad popular, de libertad, solidaridad, fraternidad, igualdad, son los valores que deben impulsar la superación del sistema capitalista.
    Es la recuperación radical de la democracia, utilizando métodos de organización y participación acordes a nuestro milenio, utilizando los avances telecomunicacionales para crear una Democracia directa digital, lo que alumbra un nuevo sistema fuera de nomenclaturas, oligarquías o lobbys.

    Seguire más adelante con otros comentarios al respecto de este post, algo más críticos con el contenido del mismo. En cualquier caso a abierto, un buen ámbito de reflexión y aún compartiendo las conclusiones, matizaré el cámino desde mi atrevida ignorancia y falta de sentido del ridículo.
    SALUDOS CORDIALES BARBARIE O DEMOCRACIA!

  6. Me ha parecido un magnífico artículo que va al grano y descubre, digamos, los aspectos más generales de la situación política y económica mundial. Claro que hay muchas cosas que matizar y pulir, pero para ello harían falta probablemente miles de páginas. Sin embargo, tengo una duda de nivel teórico, y me gustaría saber si alguien me la podría solucionar.

    He estudiado también eso de la bajada de los sueldos hasta niveles de subsistencia por parte de las empresas, pero algo no me cuadra. Si las empresas tienen como objetivo bajar los salarios a esos niveles para ser más competitivas. ¿Quiénes se suponen que van a comprar sus productos? ¿Con qué dinero? Nada más, muchas gracias.

  7. Hola Alberto, gracias por el Post, siempre se aprende leyendo tu blog.

    De todos modos quería matizar un par de cosas:

    1) La pretendida lectura según la cual el desarrollo capitalista deviene en el empobrecimiento de los trabajadores carece de sentido dentro de “El Capital” de Marx. El pago que recibe la Fuerza de Trabajo (en términos teóricos) es siempre lo suficiente para su reproducción en términos de valor. Un incremento de la productividad provoca que en el mismo tiempo se produzcan más cosas, es decir que una unidad de valor (tiempo de trabajo socialmente necesario) esté contenida en más valores de uso. De tal modo que con incrementos de la productividad los obreros pueden ser explotados con más intensidad y a la vez mejorar sus condiciones de vida al percibir un mayor número de bienes y servicios cuyo valor tiende a disminuir. Los obreros perciben cada menos riqueza en términos de valor, pero no necesariamente menos bienes y servicios. El concepto de Plusvalor Relativo pivota sobre este fenómeno (distinción entre valor y cosas)
    La mejora de la condiciones de vida de la Europa de posguerra puede explicarse,por tanto, sin necesidad de buscar argumentos excepcionales ni violentar la la ley del valor (monopolios).

    2) Los socialdemócratas como Bernstein o Hilferding creían que las modificaciones del capitalismo (mercados financieros, monopolios, parlamentarismo…) lo hacían más estable y que por lo tanto no iba a derrumbarse por sus “dinámicas internas”, como pretendía por ejemplo Rosa Luxemburgo. La consecuencia de esto es que el modo de llegar al socialismo tenía que modificarse, pero ellos nunca aceptaron el capitalismo como sus predecesores, muy al contrario propusieron el reforzamiento de los sindicatos, las cooperativas y la lucha parlamentaria como método para llegar al socialismo, algo muy parecido a lo que hace IU hoy en día.
    En esto llego Lenin que dando un golpetazo en la mesa (traduciendo “El Capital” en política) mostró en términos prácticos como Rosa Luxemburgo y Bernstein habían confundido por completo el debate (ni derrumbe ni estabilidad) mostrando, otra vez en términos prácticos, que el debate estaba en otro lado, dando la estocada final a la moribunda socialdemocracia.

    3) Por lo tanto la socialdemocracia no falleció ayer, muy al contrario lleva casi un siglo muerta y enterrada. Establecer la ilusión de que esa tradición murió antes de ayer supone también la ilusión de que es posible recuperarla del proceso de coma en que se haya. La socialdemocracia de posguerra es un invento de la guerra fría y la contemporanea es la cara b del neoliberalismo, nada que ver con la socialdemocracia del movimiento obrero. Nada, pues, que rascar ahí.

    Un saludo.

  8. son cada vez más voces y más sólidas las que argumentan en esta dirección. la socialdemocracia como alternativa está agotada, o máis bien, engullida. a este respecto, aquí dejo esto: http://wp.me/1NuYX
    Más aún, llevando este debate a la práctica, en la que la situación del PSOE (y del PSOK) es claramente significativa, este podría ser un contexto (en concreto en el caso gallego: http://wp.me/1NuYX

  9. El PROBLEMA REAL ES ¿HAY SALIDA PARA LA DEMOCRACIA?
    @FJSebastian, no es objetivo de las empresas bajar salarios hasta niveles de subsistencia en teoría marxiana sino consecuencia de la disminución de la tasa de ganancia y la competitividad.
    La raiz central del capitalismo como sistema social de intercambio, es que tiene como objetivo central la valorización monetaria de la mercancia individualmente en un entorno de competencia que se supone crea la optimización de todos los recursos, a través de los precios como mecanismo informador entre oferta y demanda de bienes (el famoso egoismo individual que por arte de la mano invisible, es transformado en bienestar social).
    Es indudable e innegable, que hasta ahora las aseveraciones de Karl Marx (1818-1883) referentes a la depauperación y uniformización del proletariado en sociedades bipolares no se han dado (otras muchas sí). Es irrefutable igualmente que nunca antes en la historía se habían logrado tantos avances en múltiples aspectos (al menos, en los países industrializados y emergentes).
    Dichos avances, en mi opinión han sido producto de la premisa que planteaban los clásicos, el crecimiento económico en términos de competencia esta límitado por la extensión del mercado. Pero los mercados, más allá del expolío imperialista provocado allende sus fronteras, encontrarón a través del conocimiento, el saber y la I+D+i, la fórmula a través de la cual multiplicarse en un mismo espacio, diversificar no sólo bienes, sino también industria de tal manera que estas magnitudes: el conocimiento,saber,tecnología en el marco de competencia fueron los motores del crecimiento económico que en un entorno sociopolítico permitió el desarrollo social actual.
    Pero precisamente en el desarrollo de esas fuerzas productivas (conocimiento,saber, I+D+i) encontrarón los rendimientos crecientes o costes decrecientes que fomentaron los monopolios u olipolios. De tal forma se han desarrollado éstos, que hoy no se puede hablar de fallos del mercado sino que el mercado es no imper sino hiperimperfecto, controlado como muy bien explicaba Alberto en un comentario anterior por una red entrecruzada de capitales, que en su núcleo no son más de 40 corporaciones financieras o no.
    Llegados a este punto, encontramos que la hiperimperfección del sistema, la concentración y centralización del capital frena e imposibilita el desarrollo creativo del conocimiento y la I+D+i. Este freno del desarrollo de las fuerzas productivas (tal y como predijo el viejo Marx), las limita al marco que representan los intereses de las industrias productivas o financieras, impidiendo así la creación de nuevos bienes revolucionarios (tales como el automóvil, o la máquina de vapor, o el avión)y de nuevas industrias. Es esta incapacidad generada por el propio modelo lo que abrió la puerta al estancamiento de la economía y la tasa de ganancia en los años 70, lo que nos trajo el triunfo del neoliberalismo en los 80, y el desarrollo de la Gran Crisis a redoble de intensificación neoliberal (que no es más, que la ideología sustentadora de una estructura económica capitalista neofeudal). Es esta incapacidad de extensión del mercado y los bienes, vía conocimiento,saber e I+D+i, hecha sistémica por sustentarse en los intereses de las clases dominantes (ese 1% o 0,1%)de los oligopolios y las oligarquías. Lo que impide de raiz, radicalmente el desarrollo y crecimiento de la riqueza, es la raiz de la disminución de la tasa de ganancia y la consecuente derivación del capital a las finanzas. Es en definitiva lo que provoca que la pugna de la competencia hoy día, se situe sobre la cuota parte de los costes salariales en la composición de los beneficios. Es lo que crea una crisis de miseria y hambre del exceso de riqueza, el problema de la valorización de la producción, no es un problema de consumo o subconsumo consecuencias o expresiones de la raiz(la valorización).
    Esn generalizada la opinión de que este modelo de Sociedad Capitalista moribunda que conocíamos, nació del gran pacto entre naciones y el contrato social entre clases posterior a la 2ª Guerra Mundial y la Gran Depresión del 29.
    El panorama geopolítico y económico, como apunta Alberto se ha modificado tras la caida del socialismo real de los países del Pacto de Varsovia. Pero lo ocurrido, no ha sido la creación ex-novo de la competitividad internacional o globalizada, esa ya existía. Lo ocurrido, ha sido la incorporación a esa competitividad del capital fijo y variable, conocimientos,saber y capacidad tecnológica. Lo realmente significativo ha sido la desaparición de un sistema en competencia, la práctica soledad del capitalismo y su cabeza imperial EE.UU. en el nuevo mapa. Desde luego el impacto geoestratégico y sus consecuencias en Europa son palparias.
    No nos encontramos tras la caida del muro, en una nueva competencia perfecta internacional entre monopolios que hacen resurgir las teorías de Marx(en una lucha entre inmortales)aunque ésta dinámica preexistía no es la principal, es peor aún. Cómo recordaba del anterior post de Garzón sobre las interrelaciones de las redes de las transnacionales, es el colapso del sistema por su incapacidad de desarrollar las fuerzas productivas, y en el colapso está la destrucción de las existentes fuerzas productivas.
    La socialdemocracia hace mucho que desapareció, los partidos socialistas hace mucho que son simples fuerzas alternantes al servicio de un sistema en tránsito al neofeudalismo capitalista.
    Si no se realizan innovaciones tecnológicas revolucionarias, que creen nuevos bienes e industrias haciendo extenderse el mercado, no hay salida para la socialdemocracia, el empobrecimiento de la sociedad y el que llegue a Alemania sólo será cuestión de tiempo, menos del que creen algunos, hace días decía Draghi que el problema de la deuda europea aventura un crecimiento alemán para este año y el que viene de sólo el 0,8%.
    En mi opinión, las alternativas ya existen, planteamientos de movimientos sociales como el 15-M o el 25-S reclamando DEMOCRACIA, reclamando un PROCESO CONSTITUYENTE, demandando DEMOCRACIA ECONÓMICA, exigiendo una organización social en la que las decisiones sean cada vez más directas de la ciudadanía, impedirán el control de nomenclaturas, lobbys y oligarquías. Que no se lleven a la práctica es sólo una cuestión de intereses y correlaciones de fuerzas.
    Como comentaba hoy en otro post, Rooselvet en un encuentro con sindicalistas les dijo: “ya me han convencido, ahora sólo tienen que obligarme”.
    HOY EN DÍA CON LOS AVANCES TECNOLÓGICOS EL AGORA, LOS SOVIETS, LA EXTINCIÓN DEL ESTADO COMO APARATO COACTIVO O COMO QUERAMOS LLAMARLO
    ES POSIBLE RECLAMANDO TANTO Y TAN POCO, SOLO !!!DEMOCRACIA!!!

  10. He leído algunos (no todos, por el momento) de los comentarios que se han hecho en este post, y deseo apuntar la siguiente observación.

    En general, mucha gente opina que si se reducen los salarios de los trabajadores el consumo se debilita y eso socava las ventas de las empresas, con la consiguiente contracción de los beneficios. En este planteamiento se presupone que el consumo es la finalidad del orden económico en el que vivimos inmersos, en otras palabras, que trabajamos cada día para consumir y vivir. La economía de mercado encuentra su sentido en la satisfacción de necesidades.

    Sin embargo, este planteamiento es un error descomunal. El único sentido de la economía de mercado es que los que tienen capital acumulen capital, o sea, obtengan ganancias, y para eso da absolutamente igual qué producto sea el que vendan: tanto da que se trate de patatas como de anfetaminas o bombas. El consumo y satisfacción de los trabajadores nunca ha sido el objetivo del sistema, sólo el medio para que ellos sigan existiendo en condiciones de trabajar día tras día. Ahora bien, lo que no es un objetivo del sistema en su conjunto sí lo es para cada uno de los trabajadores, ya que desde su punto de vista deben trabajar para poder comprar sus medios de vida.. Lo que constituye un error es elevar esa particular perspectiva subjetiva de los trabajadores a la categoría de finalidad general de todo el sistema.

    Si, tomando el sistema en su totalidad, las empresas dejan de vender medios de consumo a los trabajadores porque éstos ya no pueden pagarlos entonces producirán aquello que otros sí puedan pagar, ya que para obtener ganancias es tan válido producir y vender pan como pistolas. Caben varias posibilidades: ya que los trabajadores nacionales no pueden pagar, exportar la producción y obtener el dinero de los trabajadores extranjeros. También se puede vender la producción al Estado. Sin embargo, éstas y otras alternativas sólo tienen posibilidades de funcionar durante cierto tiempo o a nivel local, a medio o largo plazo resultan insostenibles.

    La clave última no está ni en el consumo de los trabajadores ni en la exportación, ni tampoco en la intervención del Estado a nivel de demandante de bienes y servicios, sino en las empresas mismas. Las ventas que se dejan de hacer a los trabajadores una vez que éstos perciben salarios «de miseria» (exagerando un poco) simplemente se las hacen las propias empresas unas a otras, y en economía eso se llama inversión. Ésta es la variable clave que tira del sistema en su conjunto: las empresas fabrican productos que se utilizan por otras como medios de producción para fabricar productos que se utilizarán por otras como nuevos medios de producción, que … Se trata de un ciclo interminable: la producción se da sentido a ella misma, y el consumo de los trabajadores sólo supone un coste para la continuación de este circuito, o sea, algo similar al gasto de mantenimiento de las máquinas en una fábrica, un coste imprescindible para que el sistema siga funcionando, pero ni por asomo la finalidad del sistema.

    Bajo el orden capitalista, entonces, el consumo no es la finalidad de la producción sino un coste, y como cualquier otro coste hay presiones colosales para reducirlo al mínimo imprescindible. En este orden económico y social, cuando en ciertas épocas concretas o lugares delimitados (nunca a nivel global) buena parte de la producción se dirige a la cobertura de necesidades humanas el capital acaba atrancado en una situación de crisis, porque su verdadera finalidad se ha visto distorsionada, y sólo es capaz de superar esa situación en la medida en que consiga volver a orientarse hacia su auténtico objetivo: la acumulación por la acumulación, la producción por la producción, reduciendo nuevamente al consumo a la categoría de coste que es necesario minimizar.

    En realidad, la presentación que desde los círculos de especialistas se hace de la economía de mercado como de un orden económico dirigido a la producción de bienes de consumo es poco más que un mecanismo de legitimación, tratando de hacer ver que este orden económico se ajusta a los intereses de los trabajadores, los únicos que realmente producen para poder cobrar y consumir. Por desgracia, y por más que los trabajadores nos obcequemos en no verlo, no somos el cliente último del sistema en su conjunto sino sólo un medio de producción, y como ocurre con cualquier otro medio de producción en este orden económico y social, de lo que se trata es de abaratarlo al máximo.

  11. En mi opinión es la propia socialdemocracia, que no es más que un socialismo reconvertido e ilegitimo, la responsable de su propia desaparición. Ha llevado a la clase media a una situación insostenible con una pésima administración de los recursos y vanalizando todo principio elemental ha destruido hasta el tuétano la sociedad propia de nuestra cultura.
    De aquellos barros llegan estos lodos.

  12. La previsión de como entraría el sistema capitalista en crisis realizada por Marx es sin duda muy buena.
    Pero dejo caer una pregunta. ¿Por qué no habla también de los salarios que perciben los trabajadores cubanos? ¿Esos qué no les dan ni para comprar la comida de un mes?

  13. Muy de acuerdo con tu comentario, pero más aún con el de Juan.
    Las empresas que actualmente tienen buenos resultados son aquellas que tienen de clientes a otras empresas, y no a los trabajadores (sean estos de donde sean).
    Es decir hemos pasado de la sociedad del progreso civil a la sociedad del estancamiento civil.

  14. No estoy de acuerdo con la tesis defendida por @Juan consistente en negar que el sistema económico no resulta menoscabado al no conseguir su objetivo primordial que es el de satisfacer las necesidades de los consumidores. Para refutar su tesis pone como ejemplo la necesidad de inversión que hay entre distintas empresas para mejorar sus medios de producción, obviando su finalidad última que es la de la venta de sus productos al consumidor. Sí estoy de acuerdo en cambio con una conclusión suya que se deja entrever en su texto y que me parece clave, y es la idea de que el sistema capitalista pueda sostenerse con una tasa de desempleo marginal. Imaginemos un escenario en el que el ente estatal desapareciera y los medios de producción se mantuvieran de la misma manera que ahora en manos privadas. ¿Aguien duda de que muchas de éstas empresas no respetarían el salario mínimo que el Estado les impone actualmente? Para evitar la bancarrota de una parte de ellas llegarían a acuerdos, que en el fondo no serían más que modos distintos de regular la economía en ausencia de la figura supuestamente neutral del Estado. La tesis de los anarcocapitalistas se sostiene sólo si no se tiene en cuenta la parte de la sociedad que queda excluída, así como la situción precaria en que se encontraría la clase trabajadora. Entonces, hay que saber que la variable más importante que maneja la clase capitalista en estos contextos es la del porcentaje de paro que puede ser capaz de quebrantar la paz social. Lo que se pregunta Rajoy y los suyos en la actual situación en que nos encontramos no es por tanto si el sistema capitalista puede sostenerse con elevadas tasas de desempleo marginales -pues está claro que sí-, sino más bien cuál es nuestro nivel de conciencia de clase y nuestra disposición para desafiar al sistema que les privilegia. Para tal fin los medios de persuasión de masas son un buen aliado.

    Por otro lado, tengo la sensación de que muchas veces se obvia el hecho de que la economía no es como muchos pretenden una ciencia exacta, tal y como en alguna ocasión a confesado y señalado el propio Alberto Garzón. La economía está basada esencialmente en predicciones, pues a fin de cuentas la demanda (factor clave de la economía) se satisfacerse en última instancia si el consumidor decide comprar, y ello depende como se sabe bien de complejos factores emocionales díficiles de determinar, factores éstos por cierto manejados de manera muy efectiva por la publicidad. ¿Qué pasaría por ejemplo si una gran parte de la población concienciada dejase de comprar un móvil cada año, cambiar de coche cada tres años, etc.? Esos sectores dejarían de producir, lo que se traduciría en cierre de empresas ligadas a ese sector y pérdida de empleos. Otras empresas sufrirían efectos colaterales, pero como he dicho antes, el sistema capitalista seguiría vivo y coleando en tanto en cuanto hubiera algo que producir para luego vender. Otra pregunta con respuesta revolucionaria: ¿qué pasaría si desmantelásemos el grueso del sector secundario y terciario? Por decirlo de una manera bien clara y entendible, lo que tendríamos sería el resultado de un capitalismo de menor escala basado en el sector de la agricultura y una gran parte de la población en la miseria. La tesis del neofeudalismo de Naredo que defiende @Cayetano en este blog sería lamentablemente cierta, aunque yo difiera de su resolución. Uno de los factores que a menudo los economistas pasan por alto por lo que veo, es el número de horas de trabajo que dicta el mercado -o el Estado en su defecto- para mantener la demanda agregada. Aquí está una de las claves que muchos sectores de la izquierda obvian al considerar que el estado de bienestar sólo se consigue reivindicando mejores salarios, más consumo y más trabajo, dejando en el mejor de los casos como última prioridad la preservación del medio ambiente dependiente paradójicamente de una disminución drástica del consumo.

    Mi visión de una sociedad del bienestar se basa en una sociedad de consumo mínimo, que sería también por tanto una sociedad de trabajo mínimo, para lo cual se hace indispensable la anulación de los dos agentes que sustentan el capitalismo, que son el Estado y el ente empresarial. Únicamente el pueblo organizado en asambleas omnisoberanas deben constituir el agente legítimo para gestionar de manera libre y justa la economía. A lo estatal y lo privado ha de oponérsele lo público, es decir lo común. El sistema político llamado a resolver todas las contradicciones existentes del capitalismo estatal-privado sería el comunismo libertario.

  15. ¿Por qué las empresas, para aumentar sus beneficios o ser más competitivas, siempre se basan en lo mismo, reducir costes salariales y destruir derechos laborales?
    Me gustaría que de vez en cuando a alguna se le ocurriese la idea de aumentar la calidad de sus productos que justificase un precio más alto sin tener entonces que ir contra la clase trabajadora, o alardeasen de innovar o producir de forma justa y sostenible.

    Es decir, yo empresario, tengo un móvil que te vendo a 20 euros, fabricado por niños explotados y que te va a durar 4 años (para que luego me compres otro), o este otro que cuesta 50 euros pero que lo ha producido un trabajador mayor de edad, con un contrato laboral digno, y que te va a durar mínimo diez años etc.
    La empresa en este caso nos muestra dos opciones, ahora la que juega es nuestra conciencia.

    @Janusz, quizás las empresas de móviles no tuviese que cerrar porque les dejásemos de comprar un móvil al año, aunque sí rebajarían beneficios. Teniendo en cuenta los que tienen, bueno, creo que si tuviesen más conciencia podrían aceptar que se lo pueden permitir… pero qué digo!!! hay que amasar!!!

  16. Raquel, la cuestión que te planteas al inicio de tu comentario puede responderse entendiendo el factor de la competitividad inherente al sistema capitalista. Un defensor del libre mercado te dirá que gracias a la competitividad privada se generan productos más eficientes, etc. Pero se olvidan siempre de los efectos de las externalidades negativas que causan determinadas actividades empresariales.
    Véase la definición amplia de externalidad: http://es.wikipedia.org/wiki/Externalidad

    Una sociedad verdaderamente solidaria, relacional, libre, respetuosa con el medio ambiente, sólo puede darse fuera de los márgenes del capitalismo, ya sea estatal o privado.

    Yo no dejo de sorprenderme lo desconectados que estamos de la realidad cuando acudimos a manifestaciones reivindicativas casi siempre por las mismas cosas, por mejoras salariales y más empleo, y no por cambios sustanciales que rechacen definitivamente nuestro criminal modelo de vida. Yo estaría encantado de acudir por ejemplo a una manifestación que reivindicara la reducción de la jornada laboral a cuatro horas, la abolición del trabajo asalariado y cosas así. Pero no, por desgracia este tipo de manifestaciones no existen, lo que es sintomático desgraciadamente de algo muy grave, esto es, de la pérdida de conciencia a la que tú misma aludes en tu ejemplo de los dos empresarios.

    Por cierto, te recomiendo el documental “Comprar, tirar, comprar” que trata el asunto de la obsolescencia programada. Recuerdo que Alberto Garzón lo recomendó justo cuando se emitió en televisión y que escribió un artículo al respecto, por lo que si sigues este blog desde hace mucho tiempo quizás lo conozcas.
    http://www.youtube.com/watch?v=iob5r7GoEeE&feature=related

  17. Buen artículo en sintonia con el resto. Adelante camarada! Te hago un comentario para decir un par de cositas que pienso iria bien tener en consideración en éste hilo discursivo. No se si los otros comentarios han tocado estos asuntos, porque como hay tantos no los he mirado todos. A saber:
    -la tasa de ganancia va disminuyendo progresivamente como efecto del aumento de la productividad y el desarrollo tecnologico. A mayor productividad cada mercancia contiene menor cantindad de trabajo, es decir menos valor.
    -a mi parecer el estado del bienestar en Europa es un estado especial organizado en el capitalismo como contención del socialismo soviético, no una conquista de la socialdemocracia. Es verdad que la socialdemocracia tenia un papel fundamental en la gestión de ese estado, pero sus logros se deben al miedo del capital a que se extendiera un régimen que no basaba su economia sobre la explotación del ser humano. Desaparecida la URSS la cabra tira al monte, sin mas salida, como comentas en tu artículo.

    Enhorabuena por tu trabajo. Adelante!

  18. Hace mucho tiempo Rosa Luxemburgo criticó fuertemente el reformismo de Bernstein en “Reforma o Revolución”. Sólo hay que leerlo cien años después para comprobar que todas y cada una de las tesis que plantea el libro se han cumplido.
    Hoy en día un cambio de rumbo no es fácil, llevarle la contraria al sistema capitalista supone desaparecer de los grandes medios de comunicación, y con una sociedad tan alienada significa desaparecer de cualquier tipo de gobierno a corto plazo. No creo que el PSOE (a nivel nacional o a nivel europeo) sea capaz de hacerlo, pero quizás sí mucha gente dentro del partido, que debería salir y buscar su hueco en otras organizaciones (partidos o no) realmente de izquierdas.

  19. NEOFEUDALISMO, MARXISMO Y DEMOCRACIA.
    @Janusz, con neofeudalismo no me refiero (y entiendo que Naredo tampoco) a un sistema económico empobrecido producto de abandonar el sector secundario y terciario, reduciendo éste al primario.
    Naredo, caracteriza el sistema económico actual como neofeudal por el cambio cualitativo producido en la propiedad del gran capital, de tal forma que dicha propiedad al igual que la feudal no sustenta sus beneficios en el aporte, en la producción, sino en sus privilegios. Convirtiéndose así en una propiedad parasitaria (aunque sean rentas del capital o producto de controlar el mercado) caracterizada como en el Antiguo Régimen por absorber las rentas de otras actividades productivas empresariales.
    Max Oteé, profesor de economía en EEUU y presidente de un fondo de cobertura de medio y largo plazo (entre otras cosas), al plantear el término neofeudalismo (al que piensa dedicar su próximo libro desde la perspectiva sociológica) lo hace resaltando que: al igual que en el Antiguo Régimen la relación de vasallaje se delimitaba en función territorial, hoy día se hace en el terreno jurídico, cambiando las leyes.
    Personalmente, creo que la dimensión que le da sustantividad al término neofeudalismo, se encuentra en una consecuencia o efecto de la concentración y centralización de la acumulación de capital y poder en este mercado hiper-imperfecto y globalizado, que cambia la sustancia de la propiedad como plantea Naredo y la delimita en el terreno jurídico.
    Dicha consecuencia, es la ralentización o reducción de la innovación tecnológica, la reducción del conocimiento al campo de los intereses de los nuevos señores feudales, de forma que al estar constreñida y orientada por los intereses de los nuevos señores feudales u oligarquías, la expansión de nuevas ondas largas de Kondratieff se hacen esperar. De ahí, que se frene el proceso de aparición de nuevos bienes revolucionarios que expandan el conjunto de la economía y diversifiquen las industrias creando mayor riqueza. De ahí, que como versaba el artículo de Rebelión continuemos a la espera del quinto ciclo u onda Kondratieff.
    Es dicha característica, la que nos devuelve a la realidad de la economía clásica en la que el crecimiento económico tiene como límites la extensión del mercado, un mercado que ya no se multiplica en función a bienes revolucionarios y nuevas industrias, un mercado inelástico de suma cero. Donde el volumen general del globo se reduce y mantener la concentración de gas de una parte equivale a un adelgazamiento creciente de la parte oprimida, en función de la lucha de clases y del empobrecimiento general de la economía, donde como dice Alberto las tasas de ganancias se estancan y sólo crecen gracias a la disminución de la rentas salariales directas e indirectas (Estado del Bienestar).
    Este conjunto de circunstancias son las que nos traen a la memoria las reflexiones de Carlos Marx, más de un siglo después de su muerte, el desarrollo de las fuerzas productivas en el capitalismo maduro conllevan la destrucción de las fuerzas productivas(incluyendo el conocimiento), y en esta destrucción afloran la reducción de la tasa de ganancia, el empobrecimiento, la proletarización de las clases medias, las crecientes desigualdades entre capital y trabajo, etc. Es cierto, que las predicciones de Marx quien falleció 30 años antes de la I Guerra Mundial, responden como todas a los límites del contexto histórico en que se realizan, probablemente él no diera la dimensión al conocimiento y las innovaciones tecnológicas (que contemplo ya entonces) que le damos hoy día, pero sí vislumbro el resto de variables inelásticas en el largo plazo y las consecuencias de éstas, es decir, vino a vislumbrar la situación en la que nos encontramos hoy por la insuficiencia creativa del conocimiento impuesta por el neofeudalismo capitalista.
    Una situación gobernada por oligarquías (señores feudales) transnacionales, que en su dinámica de competitividad ven en la esquilmación de la rentas salariales y de las rentas nacionales de otros países, la tabla de salvación para su supervivencia. Que como decía Lester C. Thurow en su obra El Futuro del Capitalismo de 1996, tendería a la uniformización de los trabajadores internacionalmente.
    En este capitalismo neofeudal de freno y destrucción de fuerzas productivas, de uniformización de los trabajadores y desaparición de las clases medias, tan sólo cabe la toma de conciencia por parte del 99% de la ciudadanía de que es necesario recuperar la soberanía popular.
    De que para existir la Democracia se impone la imperiosa obligación de hacer desaparecer el poder de las oligarquías, y el control neofeudal que desde la concentración y centralización del poder político y económico realizan:
    – mediatizando y empobreciendo el crecimiento del conocimiento y avances tecnológicos.
    – Creando beneficios de sus privilegios obtenidos por el control político realizado directa o indirectamente por los lobbys.
    – Creando beneficios más allá de la recuperación de los costes realizados, utilizando barreras en el mercado que impiden la libre competencia.
    Este nuevo neofeudalismo capitalista pone en peligro no sólo la Democracia que reclamamos, sino la Democracia del Estado de Derecho y formal que hasta ahora conocemos, las alternativas políticas ultraderechistas tardarán poco en aparecer, en España mensajes de este corte empiezan a tomar cuerpo entre dirigentes individuales del PP sobre los límites de las libertades y derechos civiles y políticos.
    Es la Democracia lo que está en peligro y tan sólo nos queda aunar esfuerzos en la defensa de la Democracia, y para defenderla es necesario dotarla de los instrumentos necesarios que le permitan ser soberana, el camino ya lo han abierto los islandeses nosotros debemos continuarlo, adaptarlo, innovarlo.

    Saludos Cordiales. BARBARIE O DEMOCRACIA

  20. @Cayetano, yo no di a entender que el concepto de neofeudalismo de Naredo fuera estrictamente un sistema económico, pero de todas formas he de decir que si tal concepto se limita tan solo a una proyección del modo en que se expresan los poderes oligárquicos, sin tener en cuenta la definición de un modelo económico caracterizado por alguno de los aspectos que tú mismo expresas: “ralentización o reducción de la innovación tecnológica” o “freno y destrucción de fuerzas productivas” (que yo creía que supondría el empobrecimiento del sector industrial), entonces tal concepto me parece vago e irrelevante. No obstante tendré que acudir a la fuente original, pues tu síntesis explicativa me confunde un poco.

    Por otro lado, creo que no debiera dársele tanto crédito a la teoría del ciclo Kondratiev que mencionas, pues los ciclos económicos como sabes, sobre todo los que son a largo plazo, parten de probabilidades muy difíciles de determinar con cálculos matemáticos. Además, aceptar que la actual crisis es consecuencia de uno de estos ciclos implicaría negar la responsabilidad directa demostrada de la mala gestión financiera originada por las diversas burbujas especulativas.

    De todos modos, yo veo que existe una razón subyacente en la creación de períodos de empobrecimiento por parte de los poderes oligárquicos, y es la toma de conciencia de éstos por fin de que no se puede crecer de manera infinita. Desde este punto de vista empiezo a intuir que los teóricos neoliberales están empezandoa acomportarse de manera más consecuente que los teóricos socialdemócratas.
    En relación a la teoría del desarrollo de las fuerzas productivas que mantenía Marx creo que haces una interpretación errónea. Yo tengo entendido que la idea de Marx basada en la filosofía dialéctica Hegeliana propugnaba que el desarrollo tecnológico de las fuerzas productivas posibilitarían en un futuro la toma del poder de la clase proletaria y consiguientemente la instauración del comunismo como fase última del socialismo. El hecho es que en una sociedad hipertecnologizada como la actual, en el momento histórico de mayor peligro potencial para la humanidad, la teoría del progreso de Marx ya no tiene sentido.

    Pero en cualquier caso, aunque Naredo consiga hacer en el fondo una descripción precisa de las relaciones de poder existentes y de las que se desencadenarán en un futuro, lo que de verdad interesa es qué trata de proponer en su lugar. He leído algunos artículos suyos sobre su concepción de democracia y hay que decir abiertamente que él aboga por una democracia de tipo participativo. Digo que hay que decirlo abiertamente ya que sé que a ti no te gustan las etiquetas y posicionamientos claros y sí por el contrario divagar mucho sobre complejos conceptos económicos que ni siquiera algunos economistas o aprendices de economistas alcanzan a entender. Pero el caso es que a mí sí me parece importante posicionarse. No es lo mismo ser partidario del “desarrollo sostenible” que defienden los socialdemócratas, que ser partidario de la teoría del “decrecimiento” que defienden algunos anarquistas moderados como Carlos Taibo, o que ser partidario en el caso extremo de abordar políticas antidesarrollistas. Y estas cuestiones clave siento que se suelen ocultar quizás con la intención de llevar al propio redil algunos izquierdistas “bienintencionados”. Pues es paradójico que al mismo tiempo que en este blog sueles pedir implícita o explícitamente el voto a IU, lo que supone un posicionamiento ideológico claro, por otro lado en cambio rehusas hacer clara tu postura sobre determinados conceptos con la excusa de que no te gustan las “etiquetas” como has afirmado en algún comentario. Por ejemplo, recuerdo que llamaste a acudir a la manifestación del 25S aludiendo a la defensa por una democracia “participativa”, “deliberativa” y “directa” (y no sé si otro apelativo más) como si todos esos términos significaran políticamente lo mismo y todo dara igual. Y lo cierto es que sólo hay dos interpretaciones posibles en tu buenintencionado llamamiento: UNO, que de verdad piensas que Izquierda Unida es la solución a todos los males que nos acechan; o DOS, que el voto de Izquierda Unida pueda servir como estrategia para llegar a otras vías. Pero a fin de cuentas no deja de ser tu personal estrategia. Yo propongo mi estrategia para que veas que en el fondo es un poco absurdo eludir un posicionamiento ideológico claro más allá de que todos estamos “contra el capitalismo”. Insto a toda la izquierda, ya sean marxistas, trotskistas, anarquistas o lo que sea, que se abstengan masivamente en las próximas elecciones para denunciar de esta manera la ilegitimidad del actual regimen de dictadura parlamentario.

    Por cierto, recuerdo que la revista librepensamiento en su número 63 incluyó un artículo de Miquel Amorós que me pareció muy reflexivo entorno a la cuestión de la teoría del decrecimiento. Este autor no es ningún economista, pero presenta algunas ideas con un pensamiento claro que podría suscitar un debate que es lamentablemente inexistente en este blog.
    Dicho artículo se encuentra en la pag.54 de la revista:
    http://librepensamiento.org/lp/63.pdf

  21. Muy interesante este artículo y algunos comentarios :)
    Algunos comentarios intentan rebatir el argumento del la resolución de los sueldos considerando que entonces las empresas que van a vender.
    Esa contra-argumentación (en mi opinión) flaquea en cuatro puntos.
    – Las empresas pueden estar equivocas y esa política ser su fin a largo plazo.
    – Los objetivos de las empresas son a corto/medio plazo.
    – Si a nivel mundial se va cambiando por épocas los países de consumidores de los países de mano de obra barata pueden sobrevivir con esa política. Haciendo que los países de mano de obra lo pasen muy mal y los otros muy bien.
    – Y por último y más importante, las decisiones empresariales las toman personas que piensan en ellas, no en las empresas en sí. Por lo tanto buscan rentabilidad propia aunque la empresa se hunda cuando ellos no estén ya.

    De todas formas, en general la mayoría de los comentarios (tanto a favor como en contra) me parecen bastante interesantes.

  22. Una pregunta… ¿Es sostenible un sistema que permite la riqueza económica concentrada e ilimitada?

  23. @Janusz, SOBRE NEOFEUDALISMO CAPITALISTA
    Estimad@ Janusz, la intención a la que obedecía el comentario era aclarar la dimensión que personalmente le doy al concepto de neofeudalismo capitalista, que entendía por diversos comentarios no se correspondía a lo que intentaba comunicar. El utilizar tu comentario al respecto, responde únicamente a dicha intención de aportar y a ninguna otra. Desde luego no respondía a realizar valoraciones generales sobre tu actitud, opiniones o análisis en éste blog, nunca lo hecho y de ello puede dar fe Jesús, con quién más he debatido. Mis comentarios suelen dirigirse a lo concreto del análisis o la opinión tratada, e intentaba aclarar el siguiente comentario tuyo:
    “Otra pregunta con respuesta revolucionaria: ¿qué pasaría si desmantelásemos el grueso del sector secundario y terciario? Por decirlo de una manera bien clara y entendible, lo que tendríamos sería el resultado de un capitalismo de menor escala basado en el sector de la agricultura y una gran parte de la población en la miseria. La tesis del neofeudalismo de Naredo que defiende @Cayetano en este blog sería lamentablemente cierta, aunque yo difiera de su resolución”.
    En tu comentario de contestación a mi aclaración dices:
    “@Cayetano, yo no di a entender que el concepto de neofeudalismo de Naredo fuera estrictamente un sistema económico, pero de todas formas he de decir que si tal concepto se limita tan solo a una proyección del modo en que se expresan los poderes oligárquicos, sin tener en cuenta la definición de un modelo económico caracterizado por alguno de los aspectos que tú mismo expresas: “ralentización o reducción de la innovación tecnológica” o “freno y destrucción de fuerzas productivas” (que yo creía que supondría el empobrecimiento del sector industrial), entonces tal concepto me parece vago e irrelevante. No obstante tendré que acudir a la fuente original, pues tu síntesis explicativa me confunde un poco.”
    Bueno, empezar recomendándote la lectura de la fuente original de Naredo (“la evolución de la economía” o “Luces en el Laberinto”), no ya por aclararte el concepto Neofeudalismo, sino para que disfrutes con la principal faceta de él y por la que me acerque a su obra, la de encontrar visiones sobre economía ecológica, por cierto agradecerte el enlace al documento de CGT que trata sobre el decrecimiento.
    Sinceramente, de tu 2º comentario se vislumbra que has alcanzado la raíz o el matiz que planteo personalmente como resaltable del neofeudalismo: “ralentización o reducción de la innovación tecnológica” o “freno y destrucción de fuerzas productivas”.
    Los elementos resaltables por parte de Naredo y Max Oteé son los referentes al tipo de propiedad, los elementos de vinculación al vasallaje y los efectos sobre la producción del beneficio fundamentalmente.
    En este segundo comentario alcanzas a plantear bien la cuestión, aunque la reduces a la industria. Personalmente planteo el empobrecimiento en relación al conjunto de la actividad económica y más allá, al conjunto de la Sociedad.
    El próximo libro de Max Otté sobre el neofeudalismo desde la perspectiva sociológica espero aporte más luz, sobre la realidad que día a día nos rodea más hoy, pero menos que mañana.
    Saludos Cordiales. BARBARIE O DEMOCRACIA

  24. @Janusz, ¿POR QUÉ? HOY DÍA MARX COBRA MÁS VALIDEZ.
    En otra parte del comentario dices:
    “En relación a la teoría del desarrollo de las fuerzas productivas que mantenía Marx creo que haces una interpretación errónea. Yo tengo entendido que la idea de Marx basada en la filosofía dialéctica Hegeliana propugnaba que el desarrollo tecnológico de las fuerzas productivas posibilitarían en un futuro la toma del poder de la clase proletaria y consiguientemente la instauración del comunismo como fase última del socialismo. El hecho es que en una sociedad hipertecnologizada como la actual, en el momento histórico de mayor peligro potencial para la humanidad, la teoría del progreso de Marx ya no tiene sentido.”

    Janusz el papel que le daba Marx a la innovación tecnológica y al desarrollo de las fuerzas productivas, va más en sintonía con lo planteado por otro concomentarista a este post, Jovi Langa dice: “-La tasa de ganancia va disminuyendo progresivamente como efecto del aumento de la productividad y el desarrollo tecnológico. A mayor productividad cada mercancía contiene menor cantidad de trabajo, es decir menos valor.”
    Para Marx, los intercambios entre capitalista no aportaban valor pues eran entre iguales, la diferencia que aportaba valor era la apropiación que realizaba el capital sobre el trabajo del productor. Diferencia radicada en el intercambio desigual entre capitalista y trabajador, ya que la mercancía del trabajador (su capacidad de trabajo) requería de la propiedad de los medios de producción del capitalista para realizarse y transformarse en valor, mientras que el capitalista ya dispone de valor incorporado en la propiedad de los medios de producción. Es ésta relación entre desiguales el motivo de la regulación jurídica laboral, al objeto de proteger al trabajador en esta desproporcionada relación.
    Para Marx, las innovaciones tecnológicas aplicadas, reducían la cuota interna del valor (fuerza de trabajo) que incorporaban los productos, ya que respondían más a los intercambios entre iguales (capitalistas, que intercambian nuevos medios de producción) que a la incorporación de valor (enajenación de la plusvalía que incorpora la fuerza de trabajo viva y no cosificada). De donde, como plantea Jovi Langa se reducía la tasa de ganancia por la incorporación de menos valor (fuerza de trabajo) al producto.
    Todo ello enlaza en parte con lo planteado por ti: “Uno de los factores que a menudo los economistas pasan por alto por lo que veo, es el número de horas de trabajo que dicta el mercado -o el Estado en su defecto- para mantener la demanda agregada”. En el sentido de que el valor real de los productos, viene determinado por las horas de trabajo que incorporan, así un economista investigador cálculo el coste de producir lúmenes de luz a lo largo de éstos 2.000 años en base al único valor real, el nº de horas trabajadas necesarias a lo largo del período para producir un nº determinado de lúmenes, con lo que también pudo calcular la productividad real de los avances en tecnología y métodos de producción aplicados.
    De ahí, el comentario que realiza Ernesto Bustos a este mismo post, cuando dice:
    “1) La pretendida lectura según la cual el desarrollo capitalista deviene en el empobrecimiento de los trabajadores carece de sentido dentro de “El Capital” de Marx. El pago que recibe la Fuerza de Trabajo (en términos teóricos) es siempre lo suficiente para su reproducción en términos de valor. Un incremento de la productividad provoca que en el mismo tiempo se produzcan más cosas, es decir que una unidad de valor (tiempo de trabajo socialmente necesario) esté contenida en más valores de uso. De tal modo que con incrementos de la productividad los obreros pueden ser explotados con más intensidad y a la vez mejorar sus condiciones de vida al percibir un mayor número de bienes y servicios cuyo valor tiende a disminuir. Los obreros perciben cada menos riqueza en términos de valor, pero no necesariamente menos bienes y servicios. El concepto de Plusvalor Relativo pivota sobre este fenómeno (distinción entre valor y cosas)
    La mejora de la condiciones de vida de la Europa de posguerra puede explicarse, por tanto, sin necesidad de buscar argumentos excepcionales ni violentar la ley del valor (monopolios).”
    Intentando aclarar un poco la cosa deciros que el concepto valor, expresa no sólo una relación de producción o intercambio (económica), sino una relación social (de apropiación de la plusvalía aportada por el trabajador). De ahí el papel fetichista del dinero, como medio de ocultación de dicha relación de apropiación del auténtico valor de las cosas, la fuerza de trabajo que incorporan.
    El Socialismo se entiende en teoría marxiana como una etapa intermedia hacia la realización del comunismo como planteas, en el sentido de que para alcanzar el comunismo (desaparición del Estado), primero es necesario que desaparezcan las clases, y la transformación a través de nuevas instituciones y prácticas productivas de nuevos valores que alumbren a las personas que hayan superados culturalmente y en valores a los nacidos bajo el capitalismo. En dicha etapa, es cuando se interpreta que el desarrollo de las fuerzas productivas no tendrá freno, y aventura Marx arriesgadamente que en base al materialismo dialéctico (aunque Hegel fue maestro de Marx, su dialéctica es idealista no materialista) la lucha de clases será sustituida como motor de la historia por la que surgirá entre lo viejo y lo nuevo, alcanzándose la desaparición del Estado.
    Anteriormente explique en que sentido dicho análisis de Marx, que falleció en 1883, cobra sentido actualmente dado que efectivamente habló de empobrecimiento y uniformización del proletariado, el error a mi forma de entender correspondía al contexto histórico, ya que los clásicos entendían que el crecimiento económico tenía como límite la extensión del mercado. Pero no contemplaron en sus análisis, la capacidad de producción de nuevos mercados diferentes en un mismo espacio, producto de la incorporación de radicales nuevos bienes e industrias y la consiguiente expansión de la economía. Esta característica multiplicadora, fue la que permitió que pese a la reducción del valor real (trabajo) en la composición interna de la productividad, la tasa de ganancia global aumentara por la incorporación de los radicales nuevos bienes e industrias, que tenían un efecto arrastre sobre el conjunto de la economía.
    De ahí, que la “ralentización o reducción de la innovación tecnológica” o “freno y destrucción de fuerzas productivas” paralicen esta característica multiplicadora producida por el factor de producción conocimiento, provocada por los intereses e instituciones privado-públicas y la oligarquía dominante en el modelo neofeudal capitalista. Devolviéndonos a un análisis de un mercado con límites en el que si cobra sentido los análisis de Marx (1818-1883, que había captado bien las dinámicas e interrelaciones básicas del capitalismo), sobre el decrecimiento de la tasa de ganancia global y recobran fuerzas los análisis que plantean como inviable al Capitalismo como sistema de generación de riqueza, es decir, demuestra que el capitalismo maduro debe alumbrar algo nuevo, definido por mi como BARBARIE O DEMOCRACIA.
    Es cierto, que las relaciones de orden imperialista, la globalización, la competencia entre las transnacionales como plantea Alberto en este post, endurecen las condiciones de vida de los trabajadores. Pero también es cierto que la traslación de la depredación económica imperialista hacia países desarrollados o ricos, que el endurecimiento es provocado por la inelasticidad de un mercado limitado y la pugna por él, utilizando el único recurso disponible en el neofeudalismo capitalista para mantener la tasa de ganancia: reducir los costes de la composición interna de la productividad que no corresponden al Capital sino al Trabajo.

    Saludos Cordiales. BARBARIE O DEMOCRACIA

  25. @Janusz, ENTORNO AL NEOLIBERALISMO BIENINTENCIONADO.
    Al comentario que haces:
    “De todos modos, yo veo que existe una razón subyacente en la creación de períodos de empobrecimiento por parte de los poderes oligárquicos, y es la toma de conciencia de éstos por fin de que no se puede crecer de manera infinita. Desde este punto de vista empiezo a intuir que los teóricos neoliberales están empezando a comportarse de manera más consecuente que los teóricos socialdemócratas.”
    En mi opinión el neoliberalismo parte no de la creencia o no, sino de la necesidad del sistema capitalista y más aún del modelo neofeudal de capitalismo de desregular la protección, de abandonar al laissez faire las dos relaciones de explotación sobre las que se asiente nuestra sociedad: la del hombre por el hombre y la de la Naturaleza.
    De hecho, las Crisis no sólo rebaja la capacidad de consumo de amplias capas sociales, sino que aumentan la explotación de la relación entre hombres y la depredación del medio Natural saltándose u obviándose límites y garantías que aumentan los costes de producción, versus reducen la tasa de ganancia del capital, leitmotiv del capitalismo.
    Estimado Janusz, me sorprende realmente que realices un análisis basado en el bienintencionamiento del neoliberalismo en la defensa del medio Natural.

    SALUDOS CORDIALES. BARBARIE O DEMOCRACIA.

  26. @Janusz ACLARANDO MIS POSICIONES.
    En primer lugar, pedirte disculpas pues veo que mi comentario no ayudo a aclarar el concepto de neofeudalismo, sino que la respuesta de tu posterior comentario que he contestado en éstos últimos, demuestra que lejos de mi bienintencionada finalidad conseguí al contrario molestarte. Bueno Janusz, disculparme y asegurarte que no era mi intención molestarte y menos aún realizar valoración personal alguna sobre tu labor en este blog.

    Sin embargo, si quisiera aclararte algunas de mis posiciones, dices en tu comentario refiriéndote a mi:
    “Digo que hay que decirlo abiertamente ya que sé que a ti no te gustan las etiquetas y posicionamientos claros y sí por el contrario divagar mucho sobre complejos conceptos económicos que ni siquiera algunos economistas o aprendices de economistas alcanzan a entender. Pero el caso es que a mí sí me parece importante posicionarse.”
    Bueno creo que no hay que confundir discutir sobre lo concreto, sobre los análisis y posiciones defendidas, en lugar de discutir sobre nominalismos, etiquetas, o matar mensajes acabando con el mensajero, con no tener posiciones generales.
    Pero si con ello vienes a decir que creo que en este marco nos enriquecemos más del debate concreto, tienes razón.

    Respecto a cuando dices:
    “No es lo mismo ser partidario del “desarrollo sostenible” que defienden los socialdemócratas, que ser partidario de la teoría del “decrecimiento” que defienden algunos anarquistas moderados como Carlos Taibo, o que ser partidario en el caso extremo de abordar políticas antidesarrollistas. Y estas cuestiones clave siento que se suelen ocultar quizás con la intención de llevar al propio redil algunos izquierdistas “bienintencionados”.”
    El término izquierdista utilizado por el grupo PRISA y otros mass media no me gusta, además en teoría marxiana (Lenín llegó a titular un libro) se considera al izquierdismo como una enfermedad infantil. Creo sinceramente, que lo de “llevar al redil algunos izquierdistas bienintencionados” es realmente pasarse sobre la consideración de superioridad tuya respecto a dichos “izquierdistas” y sobre la intención de mi participación. Las ideas que expongo son mis opiniones, por ello quizás no es que intente convencer a izquierdistas bienintencionados sino que según tú, yo sea uno de ellos, es decir un tonto que no alcanzo a tener la claridad que disfrutas tú.
    Decirte que sobre las alternativas que planteas entorno al crecimiento sostenible, decrecimiento o antidesarrollistas, en relación a la actividad humana y la depredación del ecosistema Gaia. Debido a mi planteamiento del conocimiento como factor de producción, a la valoración económica de bienes útiles socialmente similares a algunos de tus planteamientos, defiendo un sistema mucho más rico, desarrollado y cuyo consumo debe limitarse por el efecto depredación de la naturaleza y su capacidad de reposición (al respecto leer a Naredo), y probablemente eso se acerque más al decrecimiento. A mi entender el limitarlo al nominalismo, posibilito el vaciado del concepto “desarrollo sostenible” asumiéndolo como propio el sistema, y obligando a pergeñar otro término “el decrecimiento” (antagónico al crecimiento tótem del sistema capitalista), que en principio no aportaba nada nuevo respecto al contenido originario del desarrollo sostenible.

    Después continúas:

    “Pues es paradójico que al mismo tiempo que en este blog sueles pedir implícita o explícitamente el voto a IU, lo que supone un posicionamiento ideológico claro, por otro lado en cambio rehusas hacer clara tu postura sobre determinados conceptos con la excusa de que no te gustan las “etiquetas” como has afirmado en algún comentario.”

    En primer lugar, aclararte que tengo entendido que en el seno de IU conviven diferentes ideologías y opciones políticas, “ya sean marxistas, trotskistas, anarquistas o lo que sea”, así que “sueles pedir implícita o explícitamente el voto a IU, lo que supone un posicionamiento ideológico claro” difícilmente puede suponer un posicionamiento ideológico. Lo que si se supone explícitamente de tus manifestaciones, es que identificas mis posiciones y opiniones con las de IU, pero mis posiciones y manifestaciones pueden ser identificadas con una amplia gama de posturas dentro de las izquierdas. La verdad, como a ésta página no vengo a hacer proselitismo de ninguna organización, sino a contribuir en el enriquecimiento del debate concreto de las ideas, pienso que las etiquetas a estos efectos tan sólo podrían contribuir a los prejuicios y no al enriquecimiento del debate, aunque entiendo y comprendo que no compartas mi postura al respecto.

    Continuas:
    “Por ejemplo, recuerdo que llamaste a acudir a la manifestación del 25S aludiendo a la defensa por una democracia “participativa”, “deliberativa” y “directa” (y no sé si otro apelativo más) como si todos esos términos significaran políticamente lo mismo y todo dara igual.”
    Estimad@ Janusz, todos esos términos no significan lo mismo y no todo da igual. Cuando lo planteo vengo a manifestar que hoy día con los avances en métodos de organización y en Telecomunicaciones es posible el construir una democracia más participativa, deliberativa y directa. He puesto ejemplos concretos, como el de la Constitución de Islandia, donde las Iniciativas Legislativas Populares son reales y no inutilizadas como en la reglamentación española, donde los referéndum son vinculantes, donde no sólo existe la capacidad de elección del cargo público sino también la deselección, y otras cuestiones más avanzadas. Creo recordar que a alguién le recomendé la lectura del libro la Asamblea Constituyente realizado por cinco profesores universitarios españoles y descargable gratuitamente en la Web del Centro de Estudios Políticos y Sociales, presidido por Alberto Montero (por cierto, creo que es afiliado de IU).

    Continuas:
    “Y lo cierto es que sólo hay dos interpretaciones posibles en tu buenintencionado llamamiento: UNO, que de verdad piensas que Izquierda Unida es la solución a todos los males que nos acechan; o DOS, que el voto de Izquierda Unida pueda servir como estrategia para llegar a otras vías. Pero a fin de cuentas no deja de ser tu personal estrategia”
    Aquí en parte aciertas, creo y creo estar muy acompañado en las izquierdas, tanto marxistas, leninistas, libertarias, trotskistas, istas…..istas, que IU es parte importante en la articulación de una respuesta política a la ofensiva neoliberal. Pero también creo que para afrontar dicha tarea con posibilidades de éxito, se debe trascender la actual realidad de IU en el camino emprendido en Galicia de convergencia múltiple, construyendo el referente político del movimiento de respuesta al neofeudalismo capitalista a imagen y semejanza del propio movimiento. Por ello, entiendo que las izquierdas alternativas y entre ellas IU, deben trascender su realidad para afrontar con posibilidad de éxito la contraposición del proceso constituyente popular al que están imponiendo las oligarquías.

    Para terminar con:
    “Pero a fin de cuentas no deja de ser tu personal estrategia. Yo propongo mi estrategia para que veas que en el fondo es un poco absurdo eludir un posicionamiento ideológico claro más allá de que todos estamos “contra el capitalismo”. Insto a toda la izquierda, ya sean marxistas, trotskistas, anarquistas o lo que sea, que se abstengan masivamente en las próximas elecciones para denunciar de esta manera la ilegitimidad del actual régimen de dictadura parlamentario.”

    Sinceramente, Janusz mi posicionamiento ideológico ya lo he manifestado en alguna ocasión como la búsqueda de una síntesis de las posiciones liberal-revolucionarias, marxistas y anarquistas que los avances en métodos de producción y tecnológicos permitirían hoy, desde la priorización de dos relaciones: l@s human@s entre nosotr@s y con el ecosistema del que formamos parte (Gaia).
    Respecto a tu posicionamiento dentro de la gama de diferentes posiciones que se pueden adoptar hoy día en el movimiento libertario, respeto el llamamiento a la abstención masiva de las izquierdas. Pero creo que reducir tu alternativa a abstenerse masivamente en las próximas elecciones, no responde a tu perfil. Cuando crees en la democracia directa y las asambleas soberanas, sin ningún tipo de Estado, condensar tu propuesta tan sólo a una inacción (abstención) ante un evento electoral (repudiado), me lleva a pensar en la posibilidad de que la intención de tu crítica a mi persona, no fuera personal, sino que en realidad criticabas mis posicionamientos políticos concretos, que identificas con IU y entiendes por tanto que pueden ser identificables con dicha organización. De ser así, creo que sería más justo que hicieras directamente las críticas a IU.
    Decirte Janusz, simplemente que si mi comentario aclaratorio sobre el concepto de neofeudalismo te molesto no era mi intención. Que mi posición ideológica de búsqueda es la que te he comentado, aunque me atrevería a definir mi meta de salida como marxista. Que te he contestado cumplidamente a tus comentarios por que te respeto y comparto muchas posiciones tuyas, entre ellas la preocupación por el ecosistema del que nuestra cultura antropocéntrica, impide que veamos como hogar y no sólo como despensa.
    Pero no comparto la trascendencia, ni la lectura que crees realizaría el Capital de la abstención ( de hecho el capitalismo ha funcionado con importantes restricciones al sufragio universal hasta relativamente poco ), lo que no es óbice de compartir la desconfianza hacia el Estado, sus oligarquías o nomenclaturas y el papel legitimador-coactivo del Sistema, o el papel y funcionamiento de los partidos.
    Pero en la actual situación de retroceso brutal de los derechos ciudadan@s, no podamos renunciar a nuestro voto, a la posibilidad de transformar también desde las instituciones abriendo procesos Constituyentes y contribuyendo a su fortalecimiento.

    Saludos Cordiales BARBARIE O DEMOCRACIA.

  27. La socialdemocracia fue simplemente una figura necesaria para mientras se desmantelaba cualquier opción (com el marxismo, cuyo último núcleo sincero se traicionó en Suresnes). La social demogracia nunca fue de izquierdas, el marxismo no es tampoco una panacea, toda teoría puede ser válida, lo que falla es como se implementa y como se manipula el imaginario colectivo. Nadie elige un color dentro de un modelo de gestión para que le destrocen su vida y le esclavicen. El capitalismo mutó de la producción de bienes a la especulación, y nadie en su sano juicio estaría de acuerdo con una política que le convierta en poco más qué un animal.
    La burbuja del ladrillo estuvo bien planeada desde un prncipio, contó con el apoyo de toda la “socialdemocracia” europea, su objetivo fue desde Maastricht el mantener un ficticio nivel de riqueza evitando el desplome brutal del PIB que supuso el desmantelamiento programado de toda gran industria, esperando el momento adecuado para culpar a los ciudadanos.
    Son opimiones personales, pero casi todas las teorías económicas son independientes de unos u otros ideales, la política neoliberal al uso, por un lado es un extracto de lo que interesa a poderes transnacionales, es claro que fnciona para quienes deciden donde aplicarla, pero nunca donde es aplicada, sea cual sea el “color” u orientación de su gobierno. Durante décadas hemos mirado para otro lado mientras nos beneficiaba destruyendo Africa-Oriente Medio y Sur América, ahora que nos toca ampliemos el foco: Poco a poco va colapsando toda Europa, un compendio de países “soberanos” deonde se mezclan todo tipo de estructura de estructuras de gobierno y de colores omodelos de gestión, que incluso varían por desesperación dentro del mismo país…. luego es un error asociar políticas económicas impuestas desde fuera y orientadas al expolio con ideas políticas, especialmente porque si estas no estuviesen todas igualmente prostituidas, ninguna lo admitiría, y cualquier teoría económica estaría orientada a los intereses de los ciudadanos que al final pagan la fiesta.
    Creo que somos todos unos pardillos.

    Saludos!

  28. @JM. SOMOS UNOS PARDILLOS HOY MENOS QUE AYER Y MAS QUE MAÑANA.
    Quisiera matizar tus palabras compartiendo lo dicho, corrígeme si me equivoco.
    Las teorías económicas obedecen mayoritariamente más al interés de ocultar que elucidar las relaciones económicas, es decir: las relaciones centrales de producción económica y sociales de poder político, que determinan básicamente un modelo de Sociedad. En ese sentido, podemos expresar gráficamente la reflexión que realiza JM, como la de encontrarnos ante un tablero de ajedrez, con unos paradigmas y reglas establecidas de movimientos, relaciones y roles para el conjunto de las piezas, tanto negras como blancas. Pero en la que la partida es múltiple realizándose en tableros agrupados concéntricamente.
    De forma que paradigmas y reglas (neoliberales) son aceptados por las figuras de los grupos concéntricos que rodean al núcleo respecto a los de la periferia, pero no son compartidos al aplicárseles a ellos mismos.
    En la práctica sin embargo, las oligarquías comparten en el conjunto de tableros los paradigmas neoliberales, ya que son la expresión ideológica de sus intereses.
    Ahora bien, que ocurre cuando se traslada la medicina neoliberal a un círculo concéntrico más cercano al núcleo (sur europeo de momento).
    Efectivamente, cuando se traslada dicha medicina puede surgir no un abandono o imposición de las políticas neoliberales a l@s oligarcas autóctonos afectad@s, sino una guerra competitiva entre grandes capitales, entre grandes oligarquías. El resultado de esa lucha entre éstos, suele ser el pacto para hacer pagar el pato a los ciudadan@s, veamos como se desarrolla dicha garantía:
    Los grandes capitales supuestamente españoles, o portugueses, o griegos, ¿en qué medida, dependen de su producción dentro de sus fronteras? ¿en qué medida dependen los de los países centronoreuropeos €?
    La proporción de interconexión de capitales extranjeros en la propiedad de los mismos ¿Cuál es?
    En España por ejemplo, hicimos la reconversión industrial y ahora estamos en la financiera y del Estado del Bienestar.
    Acaso el objetivo de la financiera, ¿no es deslocalizar el negocio financiero más aún de la realidad económica española y crear (contraviniendo el sentido común) entidades más grandes y sistémicas, para poder competir en mejores condiciones en el mercado internacional y concentrar mayor poder, independientemente de la realidad española (como los antiguos aristócratas, grandes terratenientes totalmente desvinculados de la realidad de la tierra).
    ¿Acaso no se están sirviendo para financiar toda esta gran operación de suicidio económico y empobrecimiento, de la devaluación interna? hablando en plata, de hacer caer todo el peso de la financiación del agujero de la crisis y la creación de entidades todavía más sistémicas que las anteriores sobre los bolsillos de las clases medias y trabajadoras. Ya que de poder haber devaluado la moneda, dicha traslación a la baja de precios afectaría al conjunto de los precios: tanto a los del capital como del trabajo.
    Efectivamente, como dice JM parecemos pardillos, pero pardillos que van despertando.
    Mirad en un experimento psicológico, se expuso a un grupo de personas ante una serie de hechos, palabras, imágenes, etc., en las que se introducían anomalías; dicha experiencia se repetía una y otra vez.
    Las conclusiones del estudio, indicaron que las personas tenemos una series de ideas o relaciones preconcebidas e intentamos amoldar, transfigurar la realidad para ahormarla a dichas ideas; pero conforme dichas anomalías se repetían más era mayor el número de personas que las percibían y captaban; también es cierto que había otro grupo que quedaba aturdido, alterado y confundido ante la impotencia de dar respuesta.
    Bien, ahora mismo socialmente estamos en el punto, en que cada día son menos los pardillos aturdidos y más los que descubren a las anomalías y cómo éstas constituyen en realidad la pauta general del cambio de modelo socio-económico y político.
    ¿Cuantos serán incapaces de liberarse de las ideas y relaciones preconcebidas para reconocer la nueva realidad?, no lo sabemos.
    Pero, si sabemos que podemos contribuir tod@s y somos cada día más l@s que contribuimos en que estos últimos sean menos. Los millones de ciudadan@s que salieron a la calle el 14-N así lo demuestran.
    Es cierto, también como dice JM que hay gobiernos obligados o aparentemente obligados a hacer respecto a sus ciudadan@s lo que siempre desearon más o menos públicamente. También es cierto, que hay gobiernos que siguen los designios del austericismo sin que nadie los obligue, como es el caso británico.
    En cualquier caso, por encima de la voluntad de los gobernantes como decía Theodoro Rooselvet a los sindicalistas: ustedes ya me han convencido, ahora tan sólo os queda obligarme.
    Somos unos pardillos, hoy menos que ayer y más que mañana, sabemos que nuestro que nuestro rol, nuestro papel es obligar a los gobernantes a abandonar los recortes y contrarreformas, a dejar de imponer una sociedad del malestar, a colocar en el centro de la prioridad política la creación del empleo por encima del déficit, la deuda y el austericismo.
    A dejar de obedecer a los intereses de un sistema financiero, que pretende salir de la Crisis, más fuerte, concentrado y centralizado, más sistémico, en definitiva más poderoso a costa de empobrecer a los ciudadan@s.
    Saludos Cordiales JM. BARBARIE O DEMOCRACIA.

  29. @Cayetano,
    Buenos días, excelente su descripción de la situación, intentaré a partir de ella señalar una serie de hechos y como veo determinados aspectos, hoy no tengo la neurona muy en su sitio, oero espero no divagar demasiado, pues lo que pretendo decir mezcla muchos temas dará algunos saltos atrás y adelante en el tiempo.
    En primer lugar lo comentado acerca de las estructuras mentales de las que no somos conscientes está absolutamente demostrado, a varios niveles: determinados actos que se consideran positivos y útiles crean una especie de canales neuronales que se autorefuerzan, especialmente útil para la supervivencia en sus orígenes, y para poder realizar actos reflejos, es por ello que ninca se olvida como montar en bici por ejemplo.
    Por otro lado, el evaluar situaciones tendemos a sacar conclusiones para sentirnos “cómodos” lo que muchas veces propicia sesgos tanto en la evaluación de sucesos, como en su selección, tendemos a ignorar lo que no cuadra con nuestra idea. Esto se ha solucionado en la ciencia mediante la transparencia de datos y procedimientos, para que los experimentos puedan ser replicados y validados o falsados por terceros, siendo procedimiento habitual los experimentos de doble ciego. Igualmente nuestra memoria es poco fiable, y sucesos pasados es fácil amoldarlos en función de situaciones actuales o ante explicaciones sesgadas, a todo esto es necesario sumar otros dos aspectos fundamentales:
    -Por motivos de supervivencia, y dado que en teoría decidimos, ante determinadas situaciones el cerebro opta (dada la limitación en cuanto a la percepción de sucesos, y la imposibilidad de concentrarse a la vez en dos temas diferentes ) por imaginar gran parte de lo que percibimos, es más óptimo una reacción rápida ante un cuadro no veraz que una lenta esperando que se complete.
    -El sistema educativo nos condiciona a aceptar como ciertas las denominadas falacias de autoridad, no acostumbramos a ser críticos con los mensajes de quien se supone “sabe” y tendemos a aceptarlos sin exigir datos y/o cadenas de razonamiento lógico.

    Suelto esta introducción un tanto rara, para indicar (me he dedicado mucho tiempo al análisis de datos y el diseño de sistemas de tomas de decisión), que a nivel individual es importante que al estudiar un determinado entorno, del tipo que sea el empleo de herramientas tan simples como los programas de mapas mentales (muchos de software libre como freemind), pues nos permiten de forma sencilla, el crear un cuadro sinóptico, totalmente modificable en cualquier momento y adaptado al pensamiento lateral. Es decir nos permite elaborar esquemas, incorporar todo aquello que pueda parecernos relevante, y lo más importante, hacer lo mismo con nuestras conclusiones y las de otros, es decir tratarlas de forma independiente y añadir relaciones con el resto de informaciones, cosa casi imposible en una documentación lineal al uso, donde es necesario un hilo argumental para poder ser escrito y comprendido.

    Pido disculpas por lo extenso de la introducción, pero creo que para poder debatir es necesario sentar unas premisas, que por supuesto cualquiera puede modificar, mejorar, o señalar como erróneas, sin partir de ellas y sin compartir informaciones objetivas, es fácil caer en diálogos circulares que a nada conducen, pues en temas no extrictamente científicos, perfectamente son aceptables diferentes conclusiones/interpretaciones, no se trata de tener razón.

    Me parece muy gráfica su analogía con una partida de ajedrez, en especial al enfocarla en diferentes niveles, pues permite tanto cambiar la amplitud del foco como comprender que es imposible cambiar un sistema desde dentro, si somos piezas no podemos cambiar las reglas del juego, sólo es posible realizar este cambio por quienes en un nivel superior juegan la partida, por lo tanto lo principal es tener claro que para modificar el sistema lo primero es no formar arte de él, no quiero indicar que nos convirtamos en anacoretas… sino simplemente que dudemos de las reglas (de todas, lo cual no implica más que analizarlas) como paso previo a realizar cambios. Dado que estamos dentro, es fundamental que potenciemos nuestra individualidad, con lo que conlleva de responsabilidad individual sobre nuestros actos, sólo de esta manera se puede modificar algo, actuando de forma horizontal, por convencimiento, sin esperar a que alguien de el primer paso u organice algo, pues acabaríamos replicando un sistema similar, donde no hay organización ni líderes, no hay manipulación, ni infiltraciones, ni siquiera posibilidad de negociar. Volveré más adelante sobre esto con un ejemplo claro.

    Paso ahora a exponer una relación de sucesos queconsidero clave, me saltaré muchos, otros no lo serán, y lo ideal es que cada uno añada los que considere, sea en este debate o por su cuenta. Ojo: No digo que formen parte de un plan establecido a manera de conspiración, es posible que algunos estén encadenados o relacionados, pero esto es muchas veces más fruto de decisiones según se juega la partida que de una planificación cerrada.
    0.- Control de la Libra por la banca privada a partir de la Batalla de Waterloo
    1.- Privatización de la FED
    2.- Planificación y ejecución del crack del 29
    3.- 2GM.
    4.- El gran riesgo de Alemania era la creación de un nuevo sistema económico que se mostraba viable, partiendo de otros conceptos.
    5.- Keynnes: No era un personaje de izquierdas, su planteamiento económico era lógico en la situación y se permitió ponerlo en marcha, con recelos, cuando fué útil, para ser desprestigiado a poosteriori.
    6.-EEUU no fueron castigados por la 2GM en cuanto a infraestructuras y potenciar el desarrollo industrial les permitió un crecimiento brutal recoonstruyendo Europa
    7.- Eliminación del patrón oro e imposición de facto del $ como valor de reserva sustituto, a nivel mundial.
    8.- Mutación de la socialdemocracia en la IZDA
    9.- Ablandamiento de las sociedades.
    10.- Creación de una doctrina neoliberal a partir de fragmentos de las tesis iniciales, ignorando los mecanismos de control que contenía.
    11.- Imposición de la misma en uk (TINA) mientras se hacía lo mismo en USA pero en la sombra se incrementaba el gasto social como nunca en su historia.
    13.- Explotación y destrucción de Africa-O.Medio y Sur América por aplicación directa de corrupciones y políticas monetarias que permitieran expoliar sus recursos naturales, mientras nosotros nos dejábamos querer.
    14.- Caída del muro y multiplicación por 10 del valor de la moneda oriental.
    15.- Burbuja de los 90 en Japón, un enemigo económico menos por un tiempo.(estaban tomando el control de importantes industrias USA)
    16- En el 95 USA descubre la piedra filosofal de la economía: Pintar papelotes de modo salvaje, dominar económicamente y no tener inflación, mediante la eliminación de restricciones a la importación, lo que provocó por un lado la expansión china, pero para mantener su moneda devaluada acumuló ingentes cantidades de moneda sin valor. Al igual Alemania entró al trapo, pues su camuflada inflación derivada del punto 14 no les dejaba otra.
    17.- Maastricht, directamente porovocó la demantelación de la industria de España…
    18.- Euro + BCE = pérdida de soberania económica, de facto política
    19.- Burbuja Española, derivada del punto 17, con la aprovación de la banca extranjera, para disimular que el pib se iba al carajo
    20.- Bache en el 99, curioso el cambio mágico del deflactor del pib en el momento clave
    21.- Venta en el momento más absurdo del 25% de las reservas de Oro de España
    22.- UK, aplica políticas neoliberales aprovechando el entorno, pero se guarda una AS en la manga: Control monetario propio.
    23. 1999 Supresión del Banking Act.
    24.- Desregularización bancaria y encajes bancarios mínimos
    25.- Deslocalización de la producción.
    36.- Creación de productos financieros peculiares.
    37.- Paraisos fiscales … ¿Función real en el mercado del monopoly?

    ……..

    Lo dejo por ahora, me he pasado de extensión, luego añadiré los ejemplos concretos que mencionaba y alguna de mis interpretaciones y soluciones a determinados problemas, espero que alguien más se anime a indicar tanto mis errores como a añadir sucesos significativos. Espero haber sido capaz de objetivizar los sucesos, sin juicios de valor ni tendencias políticas.

    * Como apartado independiente y en plan irónico, por relajar el tema: En España vamos por libre:
    La profunda penetración de los intelectuales patrios, aunque aún no tengo claro si
propone un simple cambio de nombre para llamar estados federales a las autonomías, una nueva capa burocrática o una nueva interpretación a partir de un refrito de las viejas ideas de confederación simétrica o asimétrica junto a una teoría unificada de los principios de Proudon, Bakunin, Thoureau, y la concepción federal anarquista a lo Thomas Jeferson, para crear un modelo aún no descubierto: Un único estado, 16 autonomías, más un estado federal y el necesario apoyo de diputaciones…, bajo la cobertura de una evolucionada democracia compatible con una dictadura de partidos monárquica.
La enormidad de esta posible interpretación de las estructuras de gobierno orientado a la transparencia y eliminación de estafas varias me desborda, sin embargo me siento capaz de hacer una traducción plebeya:
Después de la fregona y el chupachups, queda demostrado que con sólo desmantelar la investigación España puede sorprender al mundo de nuevo, al evitar toda posible disensión con un modelo de estado que aúne toda concepción desarrollada a lo largo de la historia humana, conjugada seguro con los criterios de eficiencia neoliberales tendentes a la reducción del estado; será sin duda materia de investigación para el resto de naciones y el eje de un nuevo orden mundial, ubicado allí donde la historia apuntaba sin saberlo… jojojo… y reducirá gastos y el estress de la casta a la que obligamos a hacernos la pelota un rato cada 4 años, pues tal gobierno hará innecesario todo tipo de sufragio…. de plantearse su necesidad por pura cabezonería de algunos desaprensivos, el interpretar tanto vacuo programa (al ser su nº equivalente al producto de formaciones políticas por opciones varias) les provocaría un ictus cerebral garantizado, dado que sería necesariamente más falto de ideas de lo habitual y sin embargo estaría plagado de profusos recursos literarios que permitieran en cualquier caso, justificar mediante el consenso los más inverosímiles pactos de gobernanza.

  30. Hola,
    (perdón por algunas faltas ortográficas en mi anterior comentario, intentaré escribie aparte y no como siempre del tirón y cambiando ideas sobre la marcha. El “aprovación ” hace daño a la vista).
    he estado leyendo muchos comentarios acerca de las empresas, creo que deberíamos distinguir entre empresas productivas, con empresarios, y empresas especuladoreas y transnacionales con empresaurios. Las primeras, entre las que incluyo pymes, autónomos, SOHO proporcionan el 90% de los puestos de trabajo y en especial en España se están minando desde hace más de 10 años mediante la pérdida de poder adquisitivo por la bajada de salarios y el dumping de grande superficies, que obligan a comprar en ellas pues pueden tirar precios, negocian con los proveedores a nivel global y sus pagos son en muchos casos a 180 días.
    Por otro lado creo que nos han hecho confundir en muchos casos rentabilidad y productividad.
    A la par nos hablan de un mercado de competencia perfecta autoregulado, pero esto es imposible a nivel global, por un lado por la descentralización de la producción, y por otro porque el mercado de derivados… la especulación vamos, mueve en los últimos 10 años el equivalente a 31 veces el PIB mundial año… de esto se deriva que hoy día hemos pasado de ser mano de obra a la oferta/producto, luego el salario lo marca el mínimo por el que optamos por tragar en lugar de echarnos al monte con unas cabras. Antes, cuando las empresas producían bienes, y en mercados más localizados… se podía sostener la teoría de autoregulación de precios en función de la oferta y la demanda, y en muchos caso esto obligaba a un precio mínimo por temas de competencia, cercano a un rendimiento ligeramente superior al interés obtenido al mantener el dinero en depósito sin moverlo.
    Creo qué es importante recordar que trabajadores y empresas productivas internas somos lo mismo, y da igual el ideario político de cada cual, estamos a un nivel diferente al ideológico, el del dinero y la supervivencia. Por poner un ejemplo de manual: Si metes ratas en un saco al final hacen un agujero y se escapan, por ello es básico patearlo de vez en cuando, para que enzarcen entre sí y no colaboren.

    Saludos

  31. janusz dice:
    10 noviembre, 2012 a las 3:01 pm
    Completamente de acuerdo en que la economía no es una ciencia, en ciencia una teoría es cierta o errónea, si es cierta normalmente con el tiempo se sustituye con otras que amplian su campo de aplicación, pero no la invalidan, probablemente se aplicando en el ámbito original por comodidad: No hay 20 versiones de la ley de la gravedad o los principios de la termodinámica.

    El problema es que mezclamos teorias sociales, modelos de gestión, todos válidos, pero todos con el mismo defecto: Acaban degenerando por acaparar el control, servirse a si mismos y prevertir si idea inicial.
    A la vez, se crean teorías económicas que normalmente pretenden enmascarar las deficiencias del modelo de gestión (la falta de honradez de quienes se arrogan el poder), precisamente por ser su origen el de quienes acomodan las situaciones. Muchas de ellas podrían ser válidas, son independientes del modelo de gestión o color, fallan todas en lo mismo… su manipulación y cambio de objetivo: No buscan el beneficio de todos los ciudadanos, sino mantener el estado de cosas que beneficia a unos pocos.

    … y no está de más echarle un vistazo a la teoría de juegos… es con lo que nos manejan hace muuuuchos años…. simplemente seleccionando las opciones menos óptimas para la mayoría, de su estudio es fácil derivar un modelo de gestión lo más equitativo y beneficioso posible para la mayoría, justo lo contrario de lo que se selecciona.

    Una breve descripción para el que le interese el tema:
    http://es.wikipedia.org/wiki/Teor%C3%ADa_de_los_juegos

    Saludos

  32. Alberto dice:
    10 noviembre, 2012 a las 12:32 pm
    No es formalmente válido valorar una teoría en función de una situación concreta, me explico. el ejemplo de Cuba es muy habitual, pero no se tiene en cuenta que ha sido empleado como terreno de juego durante años, y sometido a un bloqueo contlnuo.

    No defiendo a Marx ni ninguna postura (todas son válidas, todas se implantan tergiversadas), por ejemplo los padres de la escuela de Chicago – neoliberalismo también indicaron las líneas rojas que de traspasarse colapsarian el modelo, nunca mencionadas, y que hoy día demuestran lo acertado de su predicción:

    1.- Indicaban como básico la separación total de banca de inversión y de ahorro
    2.- Para la de ahorro, veían fundamental un encaje bancario del 100% en cuentas a la vista.
    3.- Para una sociedad moderna, entendían que todo el mundo debería tener garantizada su subsistencia, una especie de renta básica que denominaban impuesto negativo sobre la renta.

    De no cumplirse estas premisas llegaban a la conclusión de un colapso exactamente similar al que se da ahora, y cuyo origen es curiosamente lo que se ha obviado de sus tesis. Los Nobel no los regalaban… pero nadie se ha leído su obra, y el que lo ha hecho ha extractado lo que convenía a su interés particular.

    Salud y acracia mientras no haya democracia

  33. Cayetano, en primer lugar decirte que no he leído aún las obras mencionadas de Naredo, por lo que me abstengo por el momento de emitir mi opinión al respecto.

    En relación a la teoría marxiana del desarrollo de las fuerzas productivas, aclaro que mi crítica iba encaminada más bien a su concepción teleológica heredada de la filosofía hegeliana y su dialéctica de la historia. No mencioné a Hegel gratuitamente. La actualidad del pensamiento de Marx se limita a su crítica de la mercancía y del dinero, del trabajo y del Estado, que es la parte aprovechable que tú explicas tan perfectamente, sin embargo yerra como digo en lo que suele aceptarse hoy como políticamente correcto: la apología del progreso, de la democracia, de la modernidad y de la lucha de clases. No olvidemos su abominable tesis de la dictadura del proletariado… A tenor de su teoría de la lucha de clases rescato del artículo que te enlacé la reflexión que se hacía Miquel amorós al respecto señalando su actual disolución:

    “La etapa desarrollista o fordista del capitalismo produjo fenómenos de desclasamiento entre los trabajadores que se acentuaron con la reestructuración productiva que la concluyó; la mundialización hizo lo propio con las clases medias, tras precipitarlas en el abismo del crédito. El relevo generacional del proletariado y la mesocracia se horroriza ante la amenaza de exclusión, el destino de formar parte de la masa que la economía no necesita debido a la alta productividad y a la explotación intensiva de los obreros de los países “emergentes”. No
    obstante, la voluntad de reorganizar la sociedad según normas diferentes, el deseo de un cambio en la manera de aprender, producir y consumir que hoy se manifiesta esporádicamente en los llamados “movimientos sociales”,
    no lleva la impronta de la acción proletaria. La clase obrera ha perdido la memoria, y con ello, sus maneras y su ser. La iniciativa pertenece a los pequeños burgueses desclasados, a los estudiantes, empleados, funcionarios, y, en general, a los grupos sociales en el filo de la
    proletarización, los perdedores de la mundialización. El oscurecimiento del antagonismo de clase producto de la derrota obrera, sumado a la evidencia de la crisis ecológica, permite que se presenten como representantes de intereses generales, fabricándose para la ocasión un
    pensamiento recuperado de fragmentos críticos anteriores frutos de luchas reales. Confeccionan una ideología, una salsa de ideas completamente desligada tanto de su origen como de la acción, que refleja las ambigüedades de la idiosincrasia perdedora, sentada entre dos sillas,
    y que viene caracterizada por la negación del conflicto clasista, el rechazo de las vías revolucionarias, la confianza en las instituciones y la indiferencia ante la historia, detalles estos que confieren a la protesta un nuevo estilo en las antípodas de la pasada lucha de clases. En
    efecto, para los perdedores el capitalismo no es un sistema donde los individuos se relacionan a través de cosas y sobreviven sometidos al trabajo y esclavizados por el consumo y las deudas, algo que nació en un momento dado y puede desaparecer en otro; tal sistema no se desprende de una determinada relación social derivada de la propiedad privada de los medios de producción, sino que es “una creación de la mente”, un estado mental cuyo “imaginario” hay que descolonizar con ejercicios espirituales.”

    Por otro lado señalas que su dialéctica es materialista y no espiritual como es el caso de Hegel. Pero es que la esencia y sentido de la dialéctica hegeliana entendida como dialéctica de la Historia no cambian por el hecho de denominar ahora ‘materia’ a lo que antes se llamaba logos o ‘espíritu’.

    Sobre el llamamiento que hacía a la abstención, decirte que se trataba tan sólo de un ejemplo de estrategia contrapuesta a tu postura. No obstante no te debería sorprender a estas alturas que los/las anarquistas rechacen votar a partidos políticos y que sean en cambio partidarios de la ‘acción directa’. http://es.wikipedia.org/wiki/Acci%C3%B3n_directa

    Por otro lado aseguras que “IU es parte importante en la articulación de una respuesta política a la ofensiva neoliberal”. Permíteme ser más claro al respecto. Si hacemos caso al programa con que IU se presentó a las elecciones, debería admitirse “abiertamente” el posicionamiento ideológico que representa este partido. IU es o pretende ser un partido socaldemócrata en toda su esencia, con todo lo bueno y malo que ello conlleva. No deja por tanto de ser un partido político que aboga por gestionar o domesticar como buenamente pueda el capitalismo realmente existente. Si sus propósitos fueran otros más radicales encaminados a erradicar completamente al capitalismo, habría que decir entonces que estarían engañando vilmente a su potencial electorado por no cumplir su programa con el que se presentaron, que sería por cierto el mismo argumento con el que IU critica al PP. Estas cosas hay que dejarlas bien claras, sobre todo teniendo en cuenta que este blog pertenece como se sabe a un diputado de dicho partido.

    En cuanto al término “izquierdista” que utilicé no me imaginaba que tuviera tal carga peyorativa. Decirte al respecto que simpatizo como es obvio más por la gente de izquierdas que la de derechas, de hecho puedo decirte que desde que tuve uso de razón fui siempre de izquierdas… hasta que un día leí a Kropotkin.

  34. IDEOLOGÍA Y POLITICA TACTICA Y ESTRATEGIA
    @Janusz, empezar nuestro tiqui-taca (think-tank lo llama Jesús)por el final.
    No pongo en cuestión que el programa electoral de IU no plantee la revolución y la alternativa al sistema. Imagino que tampoco CNT o CGT al presentar sus candidatos a representantes sindicales o plantear una acción sindical, como por ejemplo la negociación de un convenio colectivo o de empresa, propongan la autegestión de la empresa por el conjunto de los trabajadores de la misma. Fundamentalmente, por que tanto en el caso de IU como de CNT-CGT estarían confundiendo las propuestas y alianzas tácticas con las estratégicas.
    Que las propuestas concretas para hoy de éstos IU,CNT,CGT, respondan a las necesidades inmediatas de la ciudadanía o trabajadores en el marco de actuación concreto, dándole cuerpo discursivo en un programa o propuesta de negociación de convenio, no significa que dichas organizaciones renuncien a su propio objetivo de superación del sistema y sustitución por otro.
    Darle tal significación es confundir diferentes planos de la praxis revolucionaria tanto en el caso de unos como de otros, y en mi opinión ninguna engaña a nadie. Todas ellas plantean sus propios caminos para llegar a construir un sistema alternativo al capitalismo, pero lo plantean en documentos y acciones diferentes al programa o la propuesta de negociación del convenio colectivo, al menos de momento, estas diferencias son las que responden también a dos terrenos diferenciados y relacionados al mismo tiempo. El terreno de la ideología y la política, es lo que hace posible que nos podamos encontrar en acciones comunes y entorno a propuestas concretas (sean programáticas o plataformas sindicales …)los distintos pelajes de las izquierdas. Es la esencia de IU, una coalición que al mismo tiempo es movimiento, conformada por organizaciones e individuos sin filiación partidaria, y con diversidad ideológica, que confluyen, convergen, entorno a un programa, lo que permite que personas del más variado arco ideológico (incluido el libertario) puedan participar de IU.
    Quisiera recordar al paso de este comentario que Alberto Garzón, Antonio Romero y Nico Sguiglia publicarón un artículo (recogido en este blog)apoyando, convocando y explicando el sentido del 25-S, y el proceso Constituyente, más de algún concomentarista puso en duda que IU apoyará dicha movilización y propuestas. Bueno la historia es historia, pero si quiero volver a traer aquí, que debido a esas dudas y otras planteadas busque en la página Web de IU los documentos de su próxima Asamblea General y pude comprobar como los planteamientos Constituyentes se incorporan en el conjunto de sus documentos. Sinceramente creo que “IU es parte importante en la articulación de una respuesta política a la ofensiva neoliberal”.
    En cuanto a la acepción peyorativa del término izquierdista, personalmente no lo confundo con el término izquierdas. Los grandes medios de comunicación tampoco lo confunden y por ello discriminan perfectamente los dos términos en función de sus intereses, obsérvalo.
    Para mí, los libertarios son de izquierdas. Como comprendes bien no me extraña que puedan llamar al voto y que puedan llamar a la abstención en función del análisis que realicen de la situación concreta, pero en función de ese análisis personalmente puedo también argumentar mi disconformidad.
    Sobre el papel del desarrollo de las fuerzas productivas, el papel del idealismo hegeliano y el papel en el materialismo histórico de la lucha de clases como motor de la historia, el papel de la clase obrera ¿su existencia o no? etc., lo dejamos para la próxima. Un abrazo Janusz, por cierto si quieres leer una sinopsis del libro Luces en el Laberinto de Naredo que te recomende, en el pdf de CGT que colocaste sobre el decrecimiento de Michel Amorós está.

    Saludos Cordiales. Barbarie y Democracia

  35. @Cayetano, no me parece oportuna la comparación que haces de un partido político como puede ser IU, el cual se presenta a unas elecciones con un programa concreto, y un sindicato anarcosindicalista como puede ser CNT o CGT con unos objetivos claros, explícitos y radicalmente distantes a los de cualquier partido. Aunque sea triste y duro de aceptar para IU, lo cierto es que su papel revolucionario no puede ir más allá de la estrategia como parte del vil engaño a su masa de votantes. La mayoría de la gente asocia a grandes rasgos a IU como un partido comunista, y esta es una de las razones que explican su escaso éxito electoral. Ahora disfrutan una coyuntura favorable debido a la actual crisis económica y la pérdida de confianza existente en la clase política. Aún así, si IU saliera vencedora de las próximas elecciones sería bajo el condicionante de llegar ser el partido de izquierdas sustituto del malogrado PSOE.
    En mi opinión lo que hace falta es más pedagogía y menos estrategias maquiavélicas propias de partidos. Los sindicatos anarcosindicalistas no ocultan cuales son sus objetivos y principios, aunque sus luchas sean parciales obligados por la desfavorable relación de fuerzas. No olvidemos por cierto qué tipo de sindicato está asociado a IU… (¿es otra estrategia de partido?).

    Respeto tu interpretación sobre lo que representa IU, que seguro que coincide con los propios intereses de los dirigentes del partido, los cuales esperan siempre obtener el mayor número de votos posibles. Aunque lo cierto es que si fueran realmente honestos consigo mismos se darían cuenta de que lo realmente importante no es tanto buscar la manera de gobernar de la forma y por el medio que sea, sino muy por el contrario hacer ver a la gente su potencial real de cambio. Pero mucho me temo que entorno a IU sólo pueden sostenerse dos juicios posibles: UNO, que se creen sinceramente lo que sus teóricos de mayor rango (Garzón, Torres, Navarro y compañía) propugnan; o DOS, que detrás hay una estrategia perversa para llegar al poder primero y realizar después la revolución a un mismo tiempo deseada por leninistas, anarquistas y mediomarxistas, lo que es al fin y al cabo, de la manera que se quiera ver, un disparatado contrasentido.

    En relación al proceso constituyente impulsado por IU, yo mantengo una gran desconfianza. Para empezar una nueva constitución que no anule radicalmente el papel del Estado sólo puede servir como solución parcial. Mi opción parte de la gran revolución social, para lo que es indispensable como primer paso una gran concienciación del pueblo hacia los verdaderos problemas existentes. Y esto sólo se consigue en primer lugar con mayor formación, grandes debates de ideas y ausencia de prejuicios, que sería la gran baza que ofrecen los sindicatos anarcosindicalistas, desgraciadamente aún muy minoritarios.

  36. LA ABOMINABLE TEORÍA DE MARX SOBRE LA DICTADURA DEL PROLETARIADO.
    @Janusz
    Marx personalmente se limitó a enunciar el significado de la dictadura del proletariado. Para él, la democracia existente en su época (1818-1883) era formal, no debemos olvidar que en esos momentos no era extraño que las mujeres no tuvieran derecho al voto y que éste fuera censitario habitualmente vinculado al grado de riqueza.
    Dicha descripción de la democracia burguesa como formal respondía a la categoría de análisis, en la que si bien formalmente dicho régimen político era democrático, en la sustantividad del mismo no era más que la expresión de la dictadura de clase burguesa. En ese sentido plantea Marx el contenido del concepto de dictadura del proletariado, como necesidad sustantiva de ejercer el poder por la mayoría explotada, propietarios de su fuerza de trabajo (el proletariado), frente a los propietarios de los medios de producción (burguesía). Para Marx a diferencia de los anarquistas, era necesario el ejercicio de un período de preparación al comunismo (la sociedad sin Estado), tras el derrocamiento del capitalismo que denominó Estado Socialista, los anarquistas defendían la innecesariedad de dicho Estado, por ello también se les denomina comunistas libertarios. Para él, dicho Estado debía suponer la sustantividad del poder proletario, clase antagónica por definición de la burguesa o capitalista (1) y que en si misma contenía la necesidad de la desaparición de las clases, momento en el que el Estado Socialista podría desaparecer. Ya que la desaparición de las clases responderían obviamente a la sustitución provocada en los valores capitalistas por los comunales, producto de cambios en las instituciones y relaciones de poder en los diversos terrenos de la vida y perdería su papel el Estado.
    En la teoría marxiana del Estado, los funciones centrales de éste son la legitimadora y coactiva del sistema, es decir, la defensa de los intereses de la clase dominante (en el capitalismo son los capitalistas). En el Estado Socialista debían ser los proletarios la clase dominante, de ahí la sustantividad del concepto de dictadura del proletariado.
    Marx, nunca desarrollo fórmulas, formas o métodos de organización o desarrollo del Estado Socialista que lleguen más allá de dicha categoría ideológica, responsabilizar a Marx del desarrollo y prácticas abominables que hayan provocado los Estados del Socialismo Real es injusto con la figura histórica de Marx, y torticero intelectualmente.
    Sería como intentar encuadrar dicha teoría de la dictadura del proletariado, con la dinastía hereditaria del supuesto comunismo norcoreano, por no hacer comparaciones que salgan del espectro ideológico marxista.
    En definitiva, creo que la teoría de Marx(+1883) sobre la democracia formal burguesa y la dictadura sustantiva de la burguesía, y la consideración del papel del Estado explican o ayudan a interpretar en 2012 las voces de movimientos que solicitan DEMOCRACIA REAL YA, o LE LLAMAN DEMOCRACIA PERO NO LO ES.
    De otra parte, ya sabes que defiendo el proceso constituyente que encarna el 25-S como modelo alternativo al constituyente neoliberal, al igual que Alberto.

    (1)Marx no sólo reconoce al proletariado y la burguesía, dicha simplificación la establece en el modelo explicativo de las interrelaciones, dicha crítica burda la hace quien no ha echado un vistazo a los análisis concretos históricos que hace Marx para ver cuantas diferencias podía vislumbrar tamaña inteligencia, ahora bien imaginar que podría describir el mundo del 2012 sería demasiado, ya es suficiente que contribuya todavía su obra a interpretar dicha realidad.

    Próximamente continuaremos.

    Saludos Cordiales BARBARIE O DEMOCRACIA

  37. @jANUSZ, CREO QUE ERES MANIQUEO, MAQUIAVÉLICO NO LO SE, he comenzado la lectura de tu comentario no he podido terminarla lo reconozco, he llegado hasta aquí:”En mi opinión lo que hace falta es más pedagogía y menos estrategias maquiavélicas propias de partidos. Los sindicatos anarcosindicalistas no ocultan cuales son sus objetivos y principios, aunque sus luchas sean parciales obligados por la desfavorable relación de fuerzas. No olvidemos por cierto qué tipo de sindicato está asociado a IU… (¿es otra estrategia de partido?)”. Creo que es medir con doble rasero, cuando CNT y CGT son obligados por la desfavorable relación de fuerzas y cuando es IU o cualquier otro, es engañar y esconder sus reales objetivos. La verdad no se si es maquiavélico este razonamiento, pero maniqueo no hay duda.
    Saludos Cordiales BARBARIE O DEMOCRACIA

  38. @Cayetano, esto es lo que pasa cuando se tiene voluntad nominalista, que quedan al descubierto los intereses de cada cual. Yo creo que están muy claras las diferencias existentes entre un sindicato anarquista como puede ser CNT y un sindicato como CC.OO. vinculada a los postulados del PCE. No es lo mismo. O estás ideológicamente con unos o con otros.

    Me parece muy legítimo que IU sea socialdemócrata o lo que quiera ser, yo lo que le exijo es que sea en todo momento coherente con la ideología que representa. Nada más.

  39. EL MANIQUEISMO CIRCULAR
    @Janusz, eres realmente curioso, al valorar a la CGT y CNT (en lo que valorarías tu como prácticas socialdemocratas) dices “Los sindicatos anarcosindicalistas no ocultan cuales son sus objetivos y principios, aunque sus luchas sean parciales obligados por la desfavorable relación de fuerzas”, al valorar esas mismas prácticas de IU dices “Aunque sea triste y duro de aceptar para IU, lo cierto es que su papel revolucionario no puede ir más allá de la estrategia como parte del vil engaño a su masa de votantes.” . Resumiendo lo que funciona en una plataforma programática o reivindicativa o de negociación colectiva para un sindicato libertario, no funciona para una formación política.
    Es más IU, para IU las luchas (podríamos decir propuestas)parciales no son obligadas por la desfavaroble relación de fuerzas, sino que su papel revolucionario es el vil engaño a su masa de votantes. Bueno Janusz, la verdad no sólo es un argumento maniqueo, sino falso en el sentido de que IU tampoco esconde sus objetivos, de hecho ahora mismo en la página Web de esta formación estan los documentos de debate preasambleario y puedes ver las propuestas que plantean. Verás como los planteamientos defendidos son alternativos, defienden posturas del 25-S sobre el proceso Constituyente, del 15-M, como son anticapitalistas y plantean la sustitución del sistema capitalista por otro radicalmente democrático, en el que la democracia se extienda a la economía.
    Después continuas y dices “Respeto tu interpretación sobre lo que representa IU, que seguro que coincide con los propios intereses de los dirigentes del partido, los cuales esperan siempre obtener el mayor número de votos posibles”, a ésto te puedo asegurar que no soy Cayo Lara, es más no soy dirigente de IU, ni siquiera de barrio o instituto.
    Después de hacer juicios sobre la honestidad de los dirigentes de IU, dices “Pero mucho me temo que entorno a IU sólo pueden sostenerse dos juicios posibles: UNO, que se creen sinceramente lo que sus teóricos de mayor rango (Garzón, Torres, Navarro y compañía) propugnan; o DOS, que detrás hay una estrategia perversa para llegar al poder primero y realizar después la revolución a un mismo tiempo deseada por leninistas, anarquistas y mediomarxistas, lo que es al fin y al cabo, de la manera que se quiera ver, un disparatado contrasentido.
    Estimado Janusz, no se que habrá en mente de los dirigentes de IU, pero por lo que planteas tu gestalt o formas me parecen por tus manifestaciones en principio extrañas, verás la gente defiende lo que defiende, pueden existir dudas cuando la trayectoría no responde o chirría con lo defendido, en el caso de IU no creo que sea el caso(además como tú dices son socialdemocratas). Respecto a quienes son sus teóricos de mayor rango ellos sabran, supongo que incluyendo a los comentados por tí habrá algunos más.
    Cuando dices “En relación al proceso constituyente impulsado por IU, yo mantengo una gran desconfianza”, no se si confundes el hecho de que IU apoye el movimiento constituyente con la patrimonalización de éste o vinculación a IU, a ese respecto imagino que compañer@s del movimiento anticapitalista te podrían aclarar las relaciones o vinculaciones que tiene el 25-S con IU, y debido a ésta influencia que tu ves desconfias o si es que desconfias del movimiento del 25-S per se, por sus planteamientos, o por ambas.
    Quiero también disculparme por haber escrito en el anterior comentario que eras maniqueo, en lugar de que tu planteamiento era maniqueo.
    Seguimos teniendo pendiente lo del sentido teleológico de las fuerzas productivas en Marx, el papel de la lucha de clases, etc. Un abrazo

    Saludos Cordiales BARBARIE O DEMOCRACIA

  40. @Janusz,SOBRE LA LUCHA DE CLASES COMO MOTOR DE LA HISTORIA desgraciadamente el motor de la historia, de los cambios sociales sigue estando determinado por la lucha de clases, por que las clases no han desaparecido, siguen estando los propietarios de los medios de producción y los de su fuerza de trabajo y las relaciones entre éstos siguen siendo centrales en el modelo de análisis de los cambios sociales. Que existan cambios profundos en ambos campos, que existan cambios en las formas de propiedad, de explotación, el fordismo el postfordismo, el imperialismo, la globalización, financiarización, mundialización económica o cuantos cambios, categorías o conceptos queramos implementar, funcionan sobre la base del antiguo modelo de relaciones entre clases determinadas en base a la propiedad o no de los medios de producción. Aunque, en este momento histórico concreto la propiedad neofeudal explote también otras formás de propiedad de los medios de producción, en lo que coincido con el libertario JM al analizar y concluir la comunidad de intereses existentes entre trabajadores y pymes o autonómos. Pero Janusz, es la relación de poder entre clases, lo que en tu anterior comentario llamabas “las relaciones de fuerza”, el motor de la historia en 1883 y en 2012, aunque evidentemente las formas, expresiones e interrelaciones concretas de hoy día sean diferentes.

    Saludos Cordiales

  41. MICHEL AMOROS NO TE DA BASE PARA CRITICAR LA LUCHA DE CLASES COMO MOTOR DE LA HISTORIA EN SU ARTICULO.
    @ Janusz, si leí el artículo que me recomendaste sobre Michel Amorós y el decrecimiento, mi sorpresa fue que era una crítica a dicho movimiento.
    De hecho cuando recoges en tu comentario: “Confeccionan una ideología, una salsa de ideas completamente desligada tanto de su origen como de la acción, que refleja las ambigüedades de la idiosincrasia perdedora, sentada entre dos sillas,
    y que viene caracterizada por la negación del conflicto clasista, el rechazo de las vías revolucionarias, la confianza en las instituciones y la indiferencia ante la historia, detalles estos que confieren a la protesta un nuevo estilo en las antípodas de la pasada lucha de clases. En efecto, para los perdedores el capitalismo no es un sistema donde los individuos se relacionan a través de cosas y sobreviven sometidos al trabajo y esclavizados por el consumo y las deudas, algo que nació en un momento dado y puede desaparecer en otro; tal sistema no se desprende de una determinada relación social derivada de la propiedad privada de los medios de producción, sino que es “una creación de la mente”, un estado mental cuyo “imaginario” hay que descolonizar con ejercicios espirituales.” Michel en realidad está caracterizando en su opinión y criticando al movimiento por el Decrecimiento.
    De hecho en su artículo, Michel plantea: “la crisis principal es la crisis de conciencia de clase”. Así al criticar a Jorge Reichman dice: “La acción ciudadana no consistirá en suprimir las diferencias de clase, igualar la remuneración de los funcionarios, impugnar la existencia de las jerarquías y menos aún en reivindicar una expropiación generalizada; consistirá sencillamente en “repolitizar la esfera pública y recordar a los consumidores que
    son por encima de todo ciudadanos” (Jorge Reichman).” Además de criticar a Carlos Taibo, Fernández Buey o Jaime Pastor en otras partes de su artículo.
    Califica así al movimiento por el Decrecimiento: “Un movimiento sin intereses claros y con la estrategia por definir, impulsado por el pánico, no puede funcionar más que al servicio de otros intereses, estos por supuesto bien visibles, y como parte de otra estrategia, perfectamente definida: en ausencia de un movimiento revolucionario real, mandan los intereses y la estrategia de la clase dominante.”
    Coincido en una aseveración que hace Michel, aunque matizada: “La salida del capitalismo será obra de una ofensiva de masaso no será. El nuevo orden social justo e igualitario nacerá de las ruinas del antiguo, puesto que no se puede cambiar un sistema sin destruirlo primero.” La matización consiste en que normalmente en la historia cuando ha habido un cambio social revolucionario ha sido provocado por la ruina del sistema anterior, por la implosión del mismo que abre el camino al surgimiento de la alternativa, por vías pacíficas o armadas según se han dado las concreciones históricas.
    Sin embargo, no quiero dejar de manifestar que el artículo para mi, con todos los respetos, no es más que un colage de aseveraciones y hechos. Que aún coincidiendo en muchas de las aseveraciones y hechos plasmados, no alcanzo a comprender el sentido de aversión al movimiento por el decrecimiento que aporta una dimensión más de las contradicciones del sistema capitalista y entiendo no tiene vocación ideológica, quizás no encuentro otra explicación sea el dotar de esta vocación ideológica al movimiento lo que lleva a realizar dichas críticas.
    La única aportación significativa que se realiza en el mismo, en mi opinión es cuando dice: “la emancipación no va a nacer de la apropiación de los medios de producción sino de su desmantelamiento”. Pero una vez más, se limita a aseverarlo sin explicación o análisis alguno que lo sustente.

    Saludos Cordiales BARBARIE O DEMOCRACIA

  42. DIALECTICA HEGELIANA Y MARXISTA, LUCHA DE CLASES
    @Janusz, cuando dices: “Por otro lado señalas que su dialéctica es materialista y no espiritual como es el caso de Hegel. Pero es que la esencia y sentido de la dialéctica hegeliana entendida como dialéctica de la Historia no cambian por el hecho de denominar ahora ‘materia’ a lo que antes se llamaba logos o ‘espíritu’.”
    Janusz, quizás no cambie para ti pero para Marx y los marxianos sí, la dialéctica de la Historia como tú dices lo que hace es explicar el movimiento a través de la unidad de contrarios provocando la tesis-antítesis-síntesis, hasta ahí podría ser dialéctica idealista (hegeliana), pero Marx y Engels lo que hacen es introducir la variable material de suerte que el contexto material, social determina (no desde un sentido determinista causa-efecto) el ideal, no al contrario como hacía Hegel (en el que la realidad era reflejo de la Idea). De tal manera que gráficamente, será la estructura (económica) la que determine la superestructura (formas del Estado, cultura, ideología dominante, etc.). Janusz, es en este marco materialista que caracteriza a los sistemas económicos, no sólo como fórmulas de producción o intercambio sino también como sistemas de relación y dominio social, donde cobra fuerza la lucha de clases como motor de la historia y por lo que 129 años después de muerto Marx, no ha perdido vigencia su aportación al respecto aunque las expresiones concretas e históricas de esa lucha de clases se hayan modificado, como de otra parte es lógico.
    Decirte Janusz que no pretendo convencerte, tan sólo enriquecernos mutuamente del debate, decirte también que si crees que no he manifestado mi posición sobre algún aspecto planteado por tí, no tienes más que recordármelo (vuelvo a repetir que al no tener ánimo de convencimiento, me refiero sólo a algún aspecto sobre el que no haya expresado mi opinión)
    Bueno Janusz, saludos cordiales BARBARIE O DEMOCRACIA

  43. @Cayetano, a veces tengo la impresión de que intentas complicar las cosas o que disimulas no entiender mis palabras. Intentaré ser lo más sintético posible sobre la cuestión más sencilla que expuse. Si no logramos llegar a un mínimo entendimiento sobre esto, me parece que sobre la teoría marxiana ni voy a pensar en entrar, entre otras cosas porque aunque no me convencen tus argumentos por el momento, tampoco es que sea un experto en el tema ni mucho menos.

    A ver si logro explicarme ahora mejor. Cuando digo que el papel revolucionario de IU como partido político no puede ir más allá del engaño a sus votantes, es sencillamente porque tanto su programa electoral así como sus principales teóricos parten de posiciones socialdemócratas, mientras que los objetivos de los sindicatos anarquistas tienen una exclusiva relación como es obvio con los postulados propios del anarquismo. Me parece bien que pudieras de algún modo considerar revolucionario ser socialdemócrata, allá tú, pero lo que está claro es que los objetivos de Izquierda Unida y CC.OO, frente a CNT o CGT, ahora mismo son radicalmente opuestos. Aún siquiera en el caso de que los objetivos de IU fuera en última instancia los mismos del PCE, éstos nada tendrían que ver con los defendidos por CNT. ¿Para ti son iguales Stalin y Bakunin? Entonces, ¿de verdad crees que tiene algún sentido que un anarquista vote por Izquierda Unida? Porque la verdad es que para mí carece de total sentido eso que dijiste de que en IU confluyen todo tipo de sensibilidades incluyendo la corriente anarquista. No te ofendas Cayetano, pero permíteme decirte con todos los respetos que tu planteamiento es sobremanera absurdo.
    Y por favor, si sigues manteniendo alguna discrepacia en este asunto te pediría máxima brevedad en tu respuesta.

  44. @Janusz, puede que al utilizar conceptos y referencias por tu parte diferentes a las utilizadas en la teoría marxiana con los mismos términos, y que al no ser conocedor del marxismo y por tanto de sus paradigmas,normas,reglas,objetos de estudios etc, complique el que nos entendamos, al hablar sobre marxismo. De ahí, es posible que surja el debate mantenido sobre la dictadura del proletariado, o sobre el papel de la lucha de clases como motor de la historia, etc. .
    Pero parece que más allá del debate teòrico-ideológico, lo que realmente te interesa es la categorización de IU, tema recurrente para tí.
    Para empezar y teniendo en cuenta la falta de entendimiento entre ambos, creo que lo primordial es ponernos de acuerdo sobre el lenguaje.
    En principio al referirte a IU la catalogas como partido político. Sin lugar a dudas IU es una formación política, pero ella misma se define como coalición (de hecho participan varios partidos políticos). Es curioso que siempre intentes confundir una realidad tan plural como la de IU con el PCE. Es cierto como dices que entre los partidos el mayoritario es el PCE, pero no es menos cierto que la mayoría de la afiliación de IU no tiene adscripción partidaria alguna.
    Igualmente es cierto que además de ser una formación conformada por uan coalición de partidos y una mayoría de afiliados no adscritos partidariamente, tienen la pretensión conseguida con mayor o menor éxito de ser un movimiento político y social.
    De otra parte, los postulados teóricos de IU son anticapitalistas y su objetivo es la sustitución del sistema capitalista, de cualquier forma si quieres enterarte de cuales son sus objetivos en su página Web están los documentos de la Asamblea anterior y la próxima, pues están en proceso asambleario. La verdad, no entiendo la fijación en aseverar que los dirigentes de IU son unos socialdemócratas y sus objetivos también (ni el erigirte en quién designa a los teóricos de IU.)
    Respecto al programa electoral para desarrollar en una legislatura (es decir, en los cuatro años siguientes), pues está “influenciado por las relaciones de fuerzas desfavorables del momento” como el programa sindical, o la plataforma reivindicativa con la que se presenta los candidatos a representantes sindicales de CGT y CNT a las elecciones sindicales. Ya que ni la realidad sindical ni política pueden sustraerse a esa relación de fuerzas, el intentar negar esto por tu parte, vuelvo a repetirlo no lo entiendo.
    Es obvio que los postulados de los sindicatos anarquistas tengan que ver con los objetivos ácratas, es de perogrullo. Pero no es menos obvio que el espacio revolucionario no es unívoco, la valoración de revolucionaria de la concepción libertaria no implica que el resto de opciones de las izquierdas sean socialdemócratas y no revolucionarias, pues no debe ser una valoración exclusiva (fórmula esta: la afirmación por exclusión que suele ser cuna de sectarismo).
    Tampoco entiendo la necesidad de vincular a IU y CCOO, IU dijo no a Mastrich y al € en solitario, realizó una campaña en solitario por las 35h semanales …, además en IU las referencias al movimiento sindical las hace en plural, y CCOO no tiene ninguna relación estaturia con IU, es más en su dirección confederal hay muchísimos más afiliados al PSOE que a IU. En IU hay afiliados de todas las centrales sindicales, incluyendo a UGT y también a las centrales ácratas. Perdona una cuestión, a este respecto cuando digo que en IU confluyen todas las sensibilidades, vengo a expresar que en base a los acuerdos sobre lo concreto, por ejemplo lo programático es posible y de hecho confluyen personas de todas las sensibilidades incluso la ácrata, no hago una valoración exclusiva ( en el séntido de que no puedan existir opciones o personas ácratas, troskystas,marxistas,comunistas …, fuera de IU).
    Cuando dices: “lo que está claro es que los objetivos de Izquierda Unida y CC.OO, frente a CNT o CGT, ahora mismo son radicalmente opuestos.” Te digo que no, que ahora mismo los objetivos son comunes, hace poco se convoco una Huelga General el 14-N compartida por multitud de organizaciones, entre ellas CNT y CGT, el objetivo ahora mismo es parar el avance de los recortes y las contrarreformas en la vida laboral y en los servicios públicos esenciales por ejemplo. Como supongo que en compartes esta opinión, imagino que al decir: “Me parece bien que pudieras de algún modo considerar revolucionario ser socialdemócrata, allá tú, pero lo que está claro es que los objetivos de Izquierda Unida y CC.OO, frente a CNT o CGT, ahora mismo son radicalmente opuestos”, querrías decir algo diferente a lo interpretado por mi.
    Tengo que decirte, que tienes una auténtica obsesión con el voto, sobre todo si consideramos que eres anarquista. Mira Janusz, soy de la opinión de Michel Amorós respecto a que el cambio o lo imponen las masas o no será, en mi opinión de poco sirven cargos públicos si no son más que meros portavoces de un movimiento que achucha y presiona. No le des tanta transcendencia al voto, que aún siendo importante como elemento de cambio (sentido en el que me interesa, es un elemento más de la lucha). A mi no me extraña ver votar a IU a afiliados a CNT y CGT, los hay afiliados a IU por qué no iban a votarla, que son la mayoría o no de los anarquistas ¿no lo se?. Es más no me ha extrañado ver votar al PSOE en otras ocasiones a anarquistas, comunistas etc., (la vida es así de compleja). De otra parte, quizas muchísimos anarquistas que tienen una visión más abierta del espacio revolucionario, y una compresión concreta del momento que vivimos voten (no digo que a IU), desde la convicción de que la abstención en el marco ideológico tendrá sentido, pero en el de las relaciones de fuerzas del momento tan sólo contribuye a fortalecer las posiciones de un neoliberalismo, que dicho sea de paso contiene una deriva autoritaria muy importante a la que no hara reflexionar la abstención ni el voto en blanco.
    El mantener dicrepencias es saludable, la uniformidad es monótona.
    Un abrazo Janusz. BARBARIE O DEMOCRACIA

  45. @Janusz perdona la extensión.

  46. LA RESPUESTA BREVE.
    @Janusz. Si es posible ser conciso, a veces como dices ayuda a la claridad pero suelen perderse matices.
    Tanto los objetivos inmediatos de IU como de los sindicatos anarquistas, son ambos socialdemócratas (según creo entender el sentido que das al término), excusados por el argumento de la debilidad de las relaciones de fuerzas.
    Tanto IU como los sindicatos anarquistas, tienen voluntad, aspiraciones y objetivos revolucionarios aunque diferentes.
    Los objetivos ahora mismo de la gran mayoría de las izquierdas son comunes.
    Que la abstención se identifique con la dimensión ideológica del anarquismo, no niega el hecho del voto a IU u otras formaciones por anarquistas (llevados por motivos múltiples de orden político, laboral, civil etc., que no necesariamente deben ser los ideológicos), la vida es así de compleja y diversa.
    Permíteme decirte que confundes en ocasiones lo que es con lo que en tu opinión debería ser.
    Saludos Cordiales

  47. @Cayetano, me decepcionas muchísimo. Ya intuí desde tu primera respuesta que tu propósito no es hallar ni los más mínimos puntos de encuentro, llegas al punto de llamar maniqueo una simple opinión sobre IU, cuando lo único que quise fue resaltar las obvias diferencias ideológicas que hay de luchar contra el capitalismo, y ahora icluso me dices que confundo o desconozco conceptos del marxismo y que me muestro recurrente con el tema de IU, cuando mi intención en mi último comentario era centrarme en aclarar un sólo tema sabiendo lo fácilmente que te enrrollas explicando cosas obvias e innecesarias.

    En primer lugar, lo anécdótico lo conviertes en axiomático. Que haya algunos que se consideren anarquistas y voten a IU no significa que ese hecho sea coherente ideológicamente o generalizado. Y encima ahora tienes el descaro de decirme en tu último comentario que “confundo en ocasiones LO QUE ES con lo que en mi opinión DEBERÍA SER”.

    Pero si por un lado tiendes a hacer que parezca mi opinión un disparate (o maniquea la calificaste), luego admites en mitad de tu comentario de manera silibina que “Tanto IU como los sindicatos anarquistas, tienen voluntad, aspiraciones y objetivos revolucionarios AUNQUE DIFERENTES.” Eso, eso, Cayetano, los objetivos revolucionarios SON DIFERENTES, diametralmente opuestos diría yo. Pero perdóname Cayetano, ¿esto ES ASÍ o esto es sólo algo que yo pienso que DEBERÍA SER?

    Y por otro lado, dime ¿como crees que se le podría explicar al socialdemócrata desencantado del PSOE que IU lucha inicialmente desde esa misma posición ideológica, pero que sus objetivos finales son verdaderamente revolucionarios? Yo pienso en mi humilde opinión que la desconfianza suscitada en el votante medio del PSOE se debe en parte a su vinculación histórica con el PCE. Esto lo sé por experencia propia, pues antes de ser libertario no te puedes ni imaginar las cientos de veces que he citado positivamente a Vincenç Navarro y a Alberto Garzón discutiendo y tratando de convencer a votantes del PSOE de la necesidad de elegir como alternativa a IU. A mí nunca me han dado miedo sus raíces comunistas, pero era curioso que casi siempre me topaba con la advertencia de “cuidado, que éstos son comunistas”. Y es precisamente esta incoherencia (lo que a veces dicen ser y lo que al final pueden llegar a ser) lo que a mí me parece que perjudica a IU y lo que yo pretendía resaltar. Tú lo ves como una legítima estrategia política, pero desde mi humilde punto de vista podría ser considerado también un engaño a su electorado. Y esta es también una diferencia fundamental respecto a los sindicatos anarquistas que no se puede obviar, los cuales rechazan frontalmente los juegos de la política del lado ideológico que sean. Y si hubiere algunos anarquistas que por el motivo que sea se sienten dispuestos a votar por un partido comunista o socialdemócrata, desde ese momento están dejando de ser anarquistas. “Anarquistas de Estado” se les denomina despectivamente.

    Es curioso que creas saber tanto de marxismo y que no me seas capaz ni tan siquiera de hallar un mínimo entendimiento en la cuestión a todas luces menos compleja. Puedes por supuesto discrepar todo lo que tú quieras, pero ¿de veras te sigue pareciendo maniqueo mi planteamiento?

  48. @Janusz, date cuenta si cuentas el nº de líneas que has dedicado a contestar observaras, que de 31 líneas y media (aparte de tres de despedida) has dedicado 16,5 líneas sólo a la cuestión del voto, de verdad para ser anarquista le das demasiada importancia a la cuestión del voto y en concreto al voto de IU. Sí relees nuestro tiqui-taca, podrás observar como en términos gruesos al calificar al concomentarista sueles tener ventaja.
    Janusz, mi ánimo no es torticero tienes mi respeto, para mi los anarquistas sois expresión de las izquierdas y mi voluntad es contribuir al sincretismo del liberalismo revolucionario, el marxismo y el comunismo
    libertario. Ya contestare debidamente a este último comentario tuyo. Saludos Cordiales

  49. Y si el problema está en un nivel más básico… las ideologías dan igual… el marxismo no impota pues no es objeto de debate, el neoliberalismos tampoco pues se ha hecho un resumen para hooligans, el hegelianismo da igual desde que se adora estados independientes de lpueblo, se les adora y tienen el morro de indicar que los domnan entes y nosotros la estupidez de aceptarlo….
    Esto vade pelas, com todo en la historia, y mientras sigamos en el tablero…. o algún partid, grupo pretende cambiar las reglas… no pueden… votamos partidos no personas…. y si la izquierda añora la socialdemocracias la partida está perdida…. se me la pinza mucho, pero recuerdo por edad cuando la socialdemocracia era ideologicamente cualquier cosa menos izda al uso…..

    Salud y acracia mientras no haya democracia… no apoyo lo de barbarie o democracia, probablemente por no captarlo adecuadamente, pero si como lo he enetndido eso esto es democracia…. prefiero la barbarie.
    Saludos sinceros, y Cayetano, disculpe por favor si mi asimilación es incorrecta!!!!

    Por cierto, Alberto, recalco, me repugna está oligarquía de partidos pero respeto y admiro tu esfuerzo, por poner un ejemplo un chorras, me puedo cagar en la madre de todos los buseros, por ejemplo, cuando uno hace el anormal, pero ni mucho menos particularizo en todos ellos, sé que generalizo!!!!

  50. Perdón por las faltas y errores de expresión, vengo de socializar y no estoy acostumbrado….

    Salud

  51. @JM, cuando me refiero a DEMOCRACIA, siempro lo he hecho y en varias ocasiones lo he repetido es en el sentido que da Rousseau, es decir el poder del pueblo. Creo recordar que la expresión de Rousseau era que cuanto más gobierno (o Estado) menos democracia. Suponía que tu lo entendías, y de ahí la expresión de “Salud y acracia mientras no haya democracia”. He manifestado que este sentido democrático que impregna al movimiento 25-S por un proceso Constituyente es con el que me identifico.
    Lo que vengo a manifestar, es que el mantenimiento del sistema no es producto del voto sino de la cotidianidad adocenada de la gente, que no hay cambio revolucionario sin imposición y movilización del pueblo. Qué desde ese planteamiento no entiendo la fijación de Janusz o el nº x de anarquistas con el voto, sino desde la exclusión de las demás vías revolucionarias de cambio social como tales. Comprendo y soy conocedor de que el anarquismo plantea la sociedad sin Estado, lo que entiendo como democracia directa o de Rousseau, pero no entiendo que un planteamiento u objetivo ideológico tenga que traspasar su dimensión digamos estratégica a la práctica política (no es cuestión de engaños, es que existen dimensiones diferentes de categoría y análisis entre ideología y política), lo que Janusz llamaba “débiles relaciones de fuerza”, para justificar que los presupuestos de las plataformas reivindicativas o programáticas de los sindicatos ácratas pero no justificaban las propuestas programáticas electorales de IU (lo que califico de maniqueo). Cuestiones, que como ácrata planteas JM como la ilusoriedad de toda representatividad trasladándola incluso al mundo laboral son coherentes, tanto si el representante es un sindicalista acrata como si es un representante o cargo público, pues criticas la raiz de la representación independientemente de la dimensión o el actor de la misma. En ese punto podríamos discutir sobre los planos funcionales de representación que no fueran deliberativos, y como construir o pergueñar una Democracia directa o poder del pueblo.
    Llegados a éste punto, a mi entender la fijación sobre el fenómeno del voto y la representación no es tal (radicalmente), pues no se da en el mundo laboral. Sino producto de la construcción ideológica de alcanzar directamente en el proceso revolucionario la Sociedad sin Estado, de ahí la probable distinción entre el voto institucional y el sindical; ya que el primero genera una contradicción directa ¿Cómo participar de un poder cuyo objetivo es derribar?, cuestión que en el plano laboral no se dá (aunque si en el radical, respecto a la consideración de la representación). A ese respecto, creo que muchísimas revoluciones y cambios de sistemas se han efectuado también desde dentro, fijaros en los “bárbaros” y el imperio romano. Alguno podría decir, !pero ninguna ha sido ácrata!, pero no encuentro el dilema para que el medio de destrucción o derribo (participación en la estructura de representación)impida la posterior consecución de la desaparición de las mismas y el Estado; además como la gran mayoría de tradiciones y sensibilidades revolucionarias plantean, dicho cambio necesariamente debe sustentarse en la manifiesta voluntad de las masas en continua movilización.
    Cuestión diferente para mí, es la consideración que se pueda tener de las formaciones políticas, pero tratar a tod@s indeterminadamente de oligárquicas me parece inapropiado, dada la inconmensurable marea de partidos políticos que existen en España y más numerosos en el ámbito de la izquierdas.
    Pero bueno, aquí se trataría de ver que tipo de participación, estructura y normas de funcionamiento tienen los partidos u organizaciones individualmente. De ahí, que me extrañe la elección hecha de IU por Janusz discriminando al resto de fuerzas políticas, digo me extraño pues los instrumentos de participación directa del conjunto de los afiliados en IU, abarcan cuestiones tan importantes como los pactos de gobierno y con carácter deliberativo no meramente consultivo. Intento comprender dicha discriminación particular de IU con los datos y opiniones que él ha ofrecido pero no encuentro ninguna de carácter general.
    JM creo interpretar de tus palabras, que tenemos que romper el tablero de ajedrez o reescribir completamente el juego y valor (capacidad de movimiento) de las piezas, y para ello no podemos aceptar las actuales reglas y valores pues entraríamos en el bucle de un agujero negro que absorvería las energías de las diferentes ideologías (excluida la ácrata)que no participa. En principio, soy de la opinión que en la sociedad no hay excluidos, que tod@s somos producto de la misma hasta los machacad@s.
    A partir de ahí, el tablero no son las instituciones sino la Sociedad y tod@s jugamos (vivimos) en ella. No voy a repetir los argumentos anteriores sobre la disolución del Estado, la ideología, la praxis política, la categorización de las dimensiones de la representación del anarquismo hechos anteriormente, y por que entiendo no son o deberían ser obstáculo para el voto electoral. En cualquier caso mi respeto para todas las opiniones, pero si quiero concluir con afirmaciones que hemos venido compartiendo JM sobre la necesidad del frente común de tod@s los ciudadan@s que comparten el ser parte del 99%, por encima de ideologías y de ser miembro de la COAG, empresari@ o emplead@ de una PYME, trabajador-a,profesional liberal o autónomo de mono para dar respuesta a la hiperneoliberalización. JM no tienes de que disculparte. Un fuerte abrazo.

    Saludos Cordiales BARBARIE O DEMOCRACIA

  52. @Cayetano,
    claro que me refiero al modelo de Rousseau, independencia de poderes desde las urnas, nada de pactos de gobierno, el ejecutivo a segunda vuelta entre los 2 más votados y en circunscripción única… y todos con nombre ya pellidos, elegidos por los ciudadanos y depuestos por ellos cuando sean inútiles o actúen de mala fe…
    Vivimos en algo que llamó democracia el continuismo de lo anterior, con un gobierno constituido a si mismo, y el poder constituyente sólo pertenece a la ciudadanía. Lo más grave: El legislativo (lo que en realidad se vota, y para mas guasa se votan partidos) es absolutamente ineficaz, pues siempre estará maniatado por un ejecutivo que legisla ya sea por mayoría absoluta o por pactos contra natura…. Creo que coincidimos en todo, yo no tengo nada contra IU en especial, aborrezco a todos por igual, lo cual no me impide reconocer la valía de personas individuales como AG…. pero… acabará también sometido a la anticonstitucional disciplina de voto… lo siento por el y sus ideales.
    Respecto a las disculpas, siempre que considero que he podido meter la pata o no me explico claramente, o frivolizo sobre un tema sin venir a cuento… agradezco que me sea indicado y me disculpo por pricipios, más en un entorno virtual donde el lenguaje corporal no permite matizar lo recibido ni lo emitido!

    Salud y acracia mientras no haya democracia!

    Y si ningún partido lleva en su programa un cambio en la línea de la modificación del art99, que no hablen de democracia, sino de monarquía de partidos. En este caso sólo veo razonable la abstención para no legitimar el sistema. Por supuesto, es mi punto de vista personal!!!

  53. @JM te recomiendo que leas los documentos de la próxima asamblea general de IU son accesibles en su página Web, verás como sus propuestas se acercan más de lo que piensan muchos en los temas referentes al sistema democráticos, los cambios a introducir y las formas o métodos de elaboración.
    Hoy en día es posible que el pueblo legisle directamente en Islandia, realizan una iniciativa legislativa popular real no de fogeo como la española y, dado el caso de que el parlamento mayoritariamente no sea favorable a dicha iniciativa éste podrá hacer un proyecto alternativo; finalmente el procedimiento termina en un referendúm vinculante entre la iniciativa legislativa popular y la alternativa a esta del parlamento.
    También tienen el sistema de elección y deselección del cargo público.
    JM, nuestras ideas de Democracia son muy similares. Un abrazo.
    BARBARIE O DEMOCRACIA

  54. @Cayetano
    gracias por los documentos que me ha recomendado. Creo que compartimos el mismo objetivo, simplemente no coincidimos en la vía para alcanzarlo. No veo factible/coherente (aunque comparta el objetivo) la forma que plantea IU (como formación, nunca personalizo en el autor de este blog, al que respeto como individuo y con el que comparto su modo de pensar, también como ciudadano independiente, no como componente de una determinada agrupación política) para la puesta en marcha de un proceso constituyente: (resumo mucho que me paso con los ladrillos ;-), aunque me deje temas en el tintero):,
    1.- Factible:
    El actual proceso electoral y la ley que lo rigen imposibilitan la victoria de IU.
    Recordemos que se votan legislativas y no presidenciales, por lo que finalmente, de conseguir el poder ejecutivo aunarían los tres poderes, replicando el modelo.
    La profundidad de los cambios, de llevarse a cabo, procedería del autoritarismo de un partido, y en una situación como la actual (no estamos solos) aparte de desestabilizar el país, contaría con la oposición de medios, banca, resto de ciudadanos que eligieron otras formaciones….

    2. Coherente.

    Un proceso constituyente debe nacer de quien tiene el poder constitutivo; Los ciudadanos, de aquí debe nacer una constitución y a partir de esta situación se constituirán las formaciones políticas… en función de la decisión ciudadana y respetando sus deseos, control , fiscalización y soberanía: Los miembros del gobierno son, para entendernos, nuestros empleados/gestores, y los diputados nuestros chicos de los recados.

    IU (al igual que cualquier otra formación), siendo fieles al concepto de soberanía popular carecen de la legitimidad para constituir un nuevo sistema, pues de darse el caso su primera actuación debería ser disolver el gobierno y permitir un proceso constituyente en el que los ciudadanos decidan el modelo de gestión que desean, igualmente no puede guiar ese proceso una formación que no se comprometa a desaperecer una vez iniciado.

    Por lo anterior, puedo estar perfectamente equivocado, sólo veo dos posibles caminos:

    1.- Utópico: Abstención masiva de haga ilegítimo el actual estado de cosas y sea el motor de un proceso constituyente nacido de la ciudadanía, por convicción, educación política y sin “colores” que lo inicien.

    2.- Proponer un cambio en la línea de lo expresado por la plataforma para la modificación del artículo 99. Dada la peculiar democracia que tenemos, de ganar sería viable imponer este cambio, pero necesariamente implicaría la celebración de nuevos comicios con esta orientación, cosa que dudo mucho sucediera.

    En resumen, coincido con ud en los objetivos y coincido con IU en la generalidad que proponen pero no en la forma de implementación.

    Gracias por sus comentarios y opiniones siempre razonadas y estimulantes. Es raro encontrar un espacio de debate donde los participantes aporten información y razonamientos, las deducciones finales e ideas de cada uno son lo menos importante… y esto se da en muy pocos blogs y espacios para compartir ideas, por desgracia.

    Saldos cordiales a todos, y de nuevo agradezco a AG la oportunidad de libre expresión que nos proporciona.

    JM

    P.D. Yo abogo siempre por una democracia, pero no olvidemos que de un proceso constituyente verdadero podría salir cualquier otro modelo de estado, que deberíamos respetar por ser la decisión de la gran mayoría de ciudadanos, es decir, un proceso constituyente no puede ir guiado a un fin concreto, pues perdería su sentido.

  55. @JM, estimado concomentarista respecto al punto 1 la factibilidad en los documentos Asamblearios de IU, se plantea el proceso constituyente y su apoyo desde la aspiración a que dicho cambio sea compartido por un movimiento que hoy representa el 25-S y con el que cada día debería identificarse más el 99% de la ciudadanía. Por ello no existe contradicción entre el planteamiento del punto 2 COHERENCIA y el 1 FACTIBILIDAD,

  56. @JM, perdona es la continuación del anterior, antes de continuar las matizaciones decir que comparto gran parte de las preocupaciones manifestadas por tí, aunque no coincida en parte del planteamiento. IU no plantea la sustitución del poder constituyente por el pueblo, sino que al contrario plantea procesos de elaboración y deliberación directa de la ciudadanía en la redacción del mismo, como se ha hecho en Islandia.
    Esta claro como dices que la oposición será grande por las oligarquías españolas, y como por ello no puede ser un acto de votación a partidos lo que habrá dicho proceso, sino que el voto a partidos que defiendan dicho proceso constituyente debe conformar parte del proceso de movilización popular hacia el mismo, traspasando los límites temporales del acto de elección y elaboración, pretendiendo la participación más directa desde entonces de la ciudadanía en las cuestiones que nos atañen a tod@s.
    En mi opinión, el cambio es posible desde esa doble vía la victoria electoral de las formaciones que lo defiendan y la movilización popular presionando en influyendo en todos los estamentos y organizaciones.
    Un proceso constituyente como dices es un camino, una forma de hacer las cosas, pero en principio un proceso constituyente que se abre camino frente a las oligarquías debe ser más democrático que la realidad que pretende transformar en el nuevo modelo de Estado. Poderes constituyentyes los hay a espaldas del pueblo, como el comenta Alberto de corte neoliberal que nos estan imponiendo aquí y ahora.
    Estimado JM, entiendo que es en el marco del proceso constituyente donde hay que concretar las fórmulas, metódos, funciones, esquemas, estructuras que posibiten una mayor participación directa del ciudadan@. Cuando hay que plantear alternativas como las del artículo 99 y otras, que haga de la representación mera representación y no sustitución, reduciendo cuanto podamos sus funciones deliberativas y permitiendo en cualquier caso la corrección popular (elección-deselección, capacidad de legislar directa por ejemplo). Un fuerte abrazo
    Saludos Cordiales BARBARIE O DEMOCRACIA

  57. Cayetano dice:
    27 noviembre, 2012 a las 12:46 am
    Coincido como casi siempre contigo en el objetivo, es posible (eso espero!!!) que yo sea demasiado pesimista; dudo de un cambio originado por el actual sistema (sin separación de poderes y que de facto es una dictadura ya sea de un partido por mayoría absoluta, o mediante un pacto…) que se ha constituido a sí mismo… y que impide desde su origen la pluralidad de opiniones con garantía de ser tenidas en cuenta, como yo lo veo, desde el momento en que se habla de voto útil… algo falla… y cuando la mayoría vota como hooligans, es decir lo mismo a nivel estatal, autonómico… que sería el único refugio para que se vigilasen unos a otros o se esforzasen en hacer las cosas honestamente, tengo serias dudas de que algo cambie desde arriba… sinceramente espero estar totalmente equivocado en mis apreciaciones!

    Salud y acracia mientras haya este teatro de malos actores ;-) Un abrazo!

  58. @JM, totalmente de acuerdo, todos los votos deben de ser iguales de utiles independientemente del lugar o candidatura que se vote, y para ello además de la elección y deselección, o sistemas con circunscripciones únicas o mixtas, lo que está claro es que no se puede permitir un sistema electoral como el nuestro (suma de ley electoral y circunscripciones) que penaliza la asignación de parlamentarios a las candidaturas que no son mayoritarias(bipartidismo), cercenando la pluralidad y diversidad al mismo tiempo que coacciona el ejercicio libre del voto.
    Saludos Cordiales BARBARIE O DEMOCRACIA

  59. Cayetano dice:
    28 noviembre, 2012 a las 10:45 pm
    Pero esto será inevitable mientras se publiciten unas presidenciales en unas legislativas… sin separación de poderes es lo que hay… y lo de la barrera de entrada a nuevas formaciones:
    1.- Lo de las firmas es de coña marinera
    2.- El que un ciudadano sólo pueda elegir a uno es mu democrático… cualquiera que vote con el cerebro (suponiendo que los poderes se separasen desde las urnas), probablemente quiera oír el mayor número de propuestas, y mas en estos tiempos revueltos ;-)

    Un abrazo!

  60. @JM como comprenderás soy republicano por tanto la separación de la figura del presidente y el primer ministro son fundamentales. La separación de poderes solo es factible en tanto existan controles del pueblo que aseguren dicha separación y con capacidad de elección y deselección. Sino la separación entre ejecutivo-legislativo-judicial es una pantomima como la actual.
    Lo de las firmas de la ILP si se regula como en Islandia, donde el parlamento en caso de no coincidir con la iniciativa legislativa popular tiene que elaborar un texto alternativo, posteriormente ambos textos son votados en referendúm vinculante por el pueblo. Ésta regulación de la ILP no es ninguna coña marinera (sobre todo si no tiene límite en cuanto al rango de la ley que afecte).
    El punto 2, no lo entiendo creo que guarda relación con las listas cerradas que personalmente no comparto, pero no lo entiendo. Por cierto, en el sistema español la disciplina de voto entre los parlamentarios por parte de los partidos no tiene base jurídica, sino que se ejercita por los hechos, los cargos electos aunque hayan sido elegidos en listas cerradas tienen la consideración de individuales y total libertad teórica de adoptar las decisiones que les de la gana, de ahí el Tamayazo o la figura del transfuga que se lleva el acta de cargo público.
    Imagino que al plantear ésto último lo haces desde la consideración de la libre elección del elector, pero quería matizar este último aspecto para aclarar la cuestión en esta otra dimensión.
    Un abrazo!

  61. @Cayetano,
    Hola, hacía referencia a las firmas necesarias para que una nueva formación política sea admitida, y a que un ciudadano sólo pueda apoyar una de ellas.

    Ya que ha salido el tema de la iniciativa popular recordar que no vale para nada, realmente casi todas las recogidas de formas vía propuestas son globos sonda.
    Regulación ILP:

    La iniciativa popular esta regulada por la ley orgánica 3/1984 y en la misma se establece explícitamente (articulo 2) que:
    “Están excluidas de la Iniciativa Legislativa Popular las siguientes materias:
    1. Las que, según la Constitución, son propias de leyes Orgánicas.
2. Las de naturaleza tributaria.
3. Las de carácter internacional.
4. Las referentes a la prerrogativa de gracia.
5. Las mencionadas en los artículos 131 y 134.1 de la Constitución.”
    Es decir que no se puede tocar por esta via leyes como el Código Penal, ley de educación, ley electoral, ley de partidos politicos, estatutos de autonomia, derecho de reunión, Tribunal Constitucional, leyes tributarias como la financiación de haciendas locales, el iva, el impuesto de sociedades, ni solicitar la reforma de la Constitución, ni enmendar la Ley de Presupuestos, ni los reglamento de la Unión Europea. Vamos, que todo lo importante queda bajo el monopolio de los partidos políticos.

    Un abrazo!!!

  62. @JM, perdona con lo de las firmas creía que te referías a la ILP y no a la agrupación electoral de ciudadan@s, de otra parte cuando hago referencia a la ILP: “Lo de las firmas de la ILP si se regula como en Islandia, donde el parlamento en caso de no coincidir con la iniciativa legislativa popular tiene que elaborar un texto alternativo, posteriormente ambos textos son votados en referendúm vinculante por el pueblo. Ésta regulación de la ILP no es ninguna coña marinera (sobre todo si no tiene límite en cuanto al rango de la ley que afecte).” Como acabas de leer no hablo de la actual Iniciativa Legislativa Popular española, cuya crítica comparto contigo sino del instrumento de las ILP Islandesas como fórmula real de legislar directamente.

    Un abrazo! BARBARIE O DEMOCRACIA

  63. Cayetano dice:
    29 noviembre, 2012 a las 11:15 pm
    Nada que perdonar!!!!, hablábamos de cosas distintas; lo virtual es lo que tiene: comunicación asíncrona y carencia de lenguaje corporal… es una suerte y muy raro encontrar sitios de debate donde la gente no se insulta, repregunta y dialoga piense como piense, anteponiendo informaciones, datos… a dogmas… y donde el dueño del garito respeta la libertad de expresión !!!

    Saludos!!!

  64. La pregunta que deberían contestar tanto el señor Garzón como sus lectores es si un trabajador actual posee menor o mayor poder adquisitivo que un obrero de la época de Marx.

    Ya les adelanto que un trabajador actual posee el poder de compra de un millonario de hace doscientos años. Así que no hace falta echar mano de la refutación de la reducción de la tasa de ganancia de Böhm Bawerk, pues basta con echar un vistazo a lo real.

    La crisis actual no tiene absolutamente nada que ver con una inexistente reducción de la tasa de ganancia y sí con la inyección de masa monetaria sin base real de ahorro. Los gobiernos presionaron a sus lacayos de los bancos centrales para que le diesen al manubrio de imprimir billetes. Esto creó la burbuja y la posterior crisis. Y siguen con la misma política. La FED mantiene los tipos a 0.

    Luego no es el ‘capitalismo salvaje’ el que nos ha llevado a esta situación sino un mercado financiero, que es la sangre del sistema, completamente intervenido por los políticos. Esto y un gasto público que no hace más que crecer mientras los ingresos merman por la falta de actividad económica.

    Y así, clarito todo, las cosas se entienden mucho mejor.

  65. Hola, los liberales vienen a decir lo contrario:
    “La dramática situación vivida por miles de familias no es consecuencia ni de la aplicación de políticas liberales ni de un supuesto sistema de capitalismo salvaje y perverso. Por el contrario, esta situación es consecuencia de una burbuja inmobiliaria inflada por una expansión crediticia absolutamente irresponsable, promovida por unos bancos centrales —en especial la Reserva Federal pero también el Banco Central Europeo— obedientes a la demanda demagógica de dinero fácil y barato auspiciada por el populismo de izquierdas y de derechas, adicto a esa versión monetarista del milagro de la multiplicación de los panes y los peces que pasa por la atribución al poder político del monopolio de la emisión de moneda sin límite objetivo alguno. Para colmo, esa expansión crediticia que distorsionó por completo nuestra economía, induciendo a familias y empresas a cometer continuos errores a la hora de tomar decisiones económicas, se cebó especialmente en un sector —el de la vivienda— distorsionado a su vez por la absurda restricción de la oferta provocada por la planificación urbanística. La inyección masiva de dinero fácil y, en definitiva, ficticio, en un mercado adulterado por la planificación alimentó una espiral de especulación e hiperinflación inmobiliaria que jamás hubiese tenido lugar en un mercado verdaderamente libre. Digan lo que digan los socialistas de todos los partidos, la evidencia es innegable: la crisis que padecemos tiene su origen justamente en dos sectores —el financiero y el inmobiliario— sujetos a una fortísima intervención del Estado. Ha sido el intervencionismo monetarista de los bancos centrales el que ha suministrado la enorme masa de papel-moneda carente de valor real que infló la burbuja, reforzada por la artificial escasez del suelo urbanizable y edificable generada por su planificación pública. En un sistema de banca libre y sin privilegios en el que los tipos de interés fuesen establecidos por el mercado y la moneda dejase de ser una ficción para estar respaldada por un patrón objetivo —como el oro— nada de esto hubiese ocurrido”.

    ¿Qué decís ante esto?

  66. Yo digo que es la verdad más grande que se haya escrito jamás en este blog. Pero de largo lo es.

    Tan cierto como que ahí tenemos la causa de la crisis. La Teoría Austriaca del Ciclo Económico no solo ha predicho ésta y todas las crisis, sino que proporciona la solución a las mismas.

    Y ahora, echando mano de la TACE, les revelo lo que sucederá en el futuro…

    En unos meses, a lo sumo dos o tres años, EEUU entrará en una profunda recesión. El dólar valdrá tanto como el papel del váter. El euro poco más. Entonces España, que está en la ruina, pasará a la archiruina. Y no es mi predicción agorera cosa de un ladrillo encontrado tiempo ha en la selva del Yucatán. Esta predicción se basa en el aumento de la masa monetaria ampliada sin base real de ahorro. En el manubrio de la imprenta de la banca central; que es manubrio de la imprenta de los políticos.

    Y cuando eso suceda el señor Garzón sin duda seguirá perorando sobre la reducción de la tasa de plusvalor…

  67. @Montage y Saul Ignacio,!Max Keiser a la diestra de Dios Padre nos ilumina!
    Max Keiser dice lo mismo que ustedes o al reves, pero yo no digo pregunto.
    ¿Los Bancos Centrales existen tras la quiebra del Crack del 29? Cuando no existían ni banco centrales, ni planes generales de urbanización. Entonces qué paso allí en el 29 y sus postrimerías.
    Es cierta una cuestión que planteais, las oligarquías financieras controlan e influyen en la regulación e intervención estatal en el sector a favor suya.
    No hay más que ver cómo la reestructuración del sector financiero español, redundará en una mayor concentración y centralización del mismo. Dejando un panorama de falta de competencia y entidades más sistémicas aún, ¿pero creeís sinceramente que la desregulación completa no las favorecerá más aún? En EEUU, lo que favorece a Microsoft es la inaplicación de la regulación anti-trust, no su carencia. Lo que ha ocurrido desde 1970 a la fecha en el sector financiero, ha sido una mayor desregulación con sectores financieros a la sombra que no son propiamente bancos convencionales y no estan sujetos a su regulación.
    Es cierto, el actual intervencionismo y regulación práctica favorecen a las oligarquías, el fenómeno de las puertas giratorias entre el mundo de los oligopolios y los gobiernos así lo atestiguan. Pero sinceramente, creo que una situación de desregulación e inintervención absoluta tan sólo dejaría más libres a los oligopolios, los más fuertes para imponer su juego en el mercado, con consecuencias aún más graves.
    Dicen que un veneno en su justa medida es medicina, el neoliberalismo actual esta produciendo estragos, no quiero pensar que ocurriría con el neoliberalismo absoluto.

    Saludos Cordiales Felicidad en estos días y los demás.

  68. @Montag, tienes razón en que la capacidad de compra de un trabajador es mayor, pero ¿qué ha hecho posible dicha realidad?.
    Hay estudios, de la cantidad de trabajo necesaria para la creación de un lumen de luz a lo largo de los últimos 4.000 años. En ellos se saca una conclusión, creo recordar que era una relación de 10.000 veces menos horas que hace 200 años. Es decir, probablemente gracias al crecimiento de la productividad la relación de la capacidad de compra con horas de trabajo invertidas, no se halla modificado tanto. En cualquier, caso injusticias sociales a parte, el capitalismo demostró su capacidad de expandir los límites del mercado, diversificando productos de nuevos tipo e industrias. ¿Cómo ha sido posible, ese crecimiento de la capacidad de producción y consumo? ¿Cómo ha sido posible la elasticidad del mercado que ha permitido el crecimiento económico? Sin lugar a dudas gracias al factor de producción más importante y trascendente, que no es un recurso escaso per se, el conocimiento.
    Qué esta pasando, que nos devuelve a la inelasticidad del mercado limitadora del crecimiento económico. El crecimiento, concentración y centralización de los oligopolios internacionalmente a colocado los factores del conocimiento al servicio de sus intereses, impidiendo así el desarrollo de su capacidad creativa y esclerotizándolos.
    Todo ello, nos devuelve a los tiempos de la economía clásica en la que el crecimiento está limitado por la extensión del mercado, por lo que la tarta en una realidad dinámica es cada vez menor y la voracidad de los comensales mayor. Resultado mayor conflictividad social y gestación de situaciones de preguerra.

    Saludos Cordiales.

  69. ¿Y qué hace posible la aplicación de ese conocimiento para el aumento de la productividad? ¿Qué consigue que las cosas sean cada mejores y más baratas?

    Pues una cosa que se llama Eficiencia Dinámica. La búsqueda del beneficio y la libre competencia posibilitan ese avance ya que el mercado es un sistema dinámico autoregulativo. Es imposible que cualquier órgano planificador central pueda manejar la ingente cantidad de información presente en el sistema. Intentarlo restaría eficiencia a la asignación de recursos y limitaría el avance técnico así como su implantación en la actividad productiva.

    Echen un vistazo a los países comunistas. ¿Cuál es su productividad? Subsuélica. Por eso están como están: en la miseria.

    Por otro lado epatarme con su abracadabrante teoría sobre la progresiva concentración internacional de los oligopolios…

    Estudie Historia. La concentración es menor ahora que hace 50 años. Y hace 50 años: era menor que hace 100.

    Un oligopolio o monopolio depende de la intervención estatal. Solo puede acabar con la competencia -que es todo el capital mundial- mediante privilegios legales.

    Pero sí que hay un poder que ha aumentado enormemente su influencia durante los últimos cien años. Ese poder se llama Estado. Un Estado que en nuestro país requisa prácticamente el 50% de la riqueza nacional. Estados que controlan el mercado financiero mediante los bancos centrales y que nos han llevado a esta ruina.

    Y como siguen imprimiendo billetitos, esta ruina no será nada comparada con la que está por llegar.

  70. Cayetano, al respecto de la crisis del 29 comentarle dos asuntos…

    El primero es que el Banco de Inglaterra -banco central- sí que tuvo un papel relevante en esa crisis prestando enormes cantidades de dinero a la banca privada americana.

    La segunda cuestión es que la banca central, tal como hoy la conocemos, es un invento de los políticos para controlar una disfunción del sistema. Y con ella la economía toda.

    El problema se llama ‘reserva fraccionaria’. O lo que es lo mismo: la capacidad que tienen los bancos para crear dinero de la nada. La banca solo tiene la obligación legal de conservar como coeficiente de caja una fracción muy pequeña de sus depósitos. Si usted deposita 100 euros en el banco, éste puede prestar 98 de sus 100 euros… mientras usted conserva los 100. La banca central, mediante la manipulación arbitraria de los tipos de interés, controla ese proceso de préstamo. Menores intereses: más préstamos y mayor masa monetaria ampliada que se inyecta en el sistema y que no se corresponde con un aumento ni de la productividad ni del ahorro.

  71. @Montag, efectivamente como planteas el problemas es controlar e intervenir sobre la capacidad de crear dinero bancario por parte de los entidades financieras privadas. Los Bancos Centrales como bien dices, intervienen controlando el tipo de interés (precio del dinero) y también dando líquidez a través de préstamos a los bancos. Pero finalmente es un elemento de control sobre la capacidad de creación de dinero ficticio a través del apalancamiento y los préstamos. Acaso piensas que si no hubiera elementos de regulación y control, ¿el sector financiero? se autorregularía mejor. Muy al contrario, cómo bien dice Max Keiser, incurriendo vuestra teoría en una contradicción, el problema es que ya lo hacen, se autorregulan las grandes entidades financieras al controlar e influenciar determinantemente sobre los bancos centrales y gobiernos.
    La cuestión, es resolver dicha contradicción, la única fórmula es una intervención y regulación financiera por unos Estados realmente democráticos.
    Las herramientas monetaristas cómo planteaís, en mi opinión son una solución para poner en circulación masa monetaria ahorrada en caso de enfriamiento o contraerla en caso de sobrecalentamiento económico. Dan tiempo, pero no aportan en sí nada a la productividad.
    Pero el mayor problema no es la inflación sino la deflación, sobre todo cuando se cae en la trampa de liquidez, riesgo que corremos. Pues ante la deflación y la trampa de liquidez no funcionan las políticas monetaristas.
    La cuestión es que cómo dices el sistema tenía disfunciones, que se han desarrollado hasta al punto de convertir al sistema en disfuncional.
    Sólo una transformación radicalmente democrática de las esferas políticas-económicas y social, pueden dar continuidad a una Sociedad que mantenga los principios de libertad,igualdad y fraternidad.

    Saludos Cordiales BARBARIE O DEMOCRACIA

  72. @Montag, recomendarte sobre la concentración y centralización de las transnacinales hay un post de Alberto Garzón en este mismo blog, en el que se referencia a un estudio concreto sobre dicha realidad.
    El Estado español y los del entorno europeo UE, han vivido las últimas décadas en un proceso de privatización de todo el sector público, en España gran parte del sector IBEX35 proviene de dicha privatización.
    Quizás usted escriba desde hispanoamérica y allí la realidad socio-política y económica es muy diferente.
    Montag, dices:”¿Y qué hace posible la aplicación de ese conocimiento para el aumento de la productividad? ¿Qué consigue que las cosas sean cada mejores y más baratas?
    Pues una cosa que se llama Eficiencia Dinámica. La búsqueda del beneficio y la libre competencia posibilitan ese avance ya que el mercado es un sistema dinámico autoregulativo. Es imposible que cualquier órgano planificador central pueda manejar la ingente cantidad de información presente en el sistema. Intentarlo restaría eficiencia a la asignación de recursos y limitaría el avance técnico así como su implantación en la actividad productiva”.
    El problema que niegas, es que el dinamismo autorregulativo del mercado esta en manos de los oligopolios, los más fuertes. El dejar hacer(laissez faire) evidentemente beneficia a los más fuertes y grandes, la planificación como dices no es eficiente frenta a un sistema dinámica, pero da tanto igual pública como privada.
    Es la concentración de los oligopolios en determinadas industrias con sus barreras y controles del mercado, el factor que esclerotiza el desarrollo del conocimiento, pues convierte en realidad inerte lo que deviera ser continuo flujo. Reduciendo las áreas de investigación y desarrollo del conocimiento a los intereses de sus industrias. Por ejemplo el control internacional de Microsoft es el más manifestable a la luz.
    Hay radica el error, no veis que en los años 70 comenzo el auge del neoliberalismo, al tiempo que el capital ahorrado se dirigía a las finanzas por decrecer la tasa de ganancia el mercado productivo y no ofrecer rentabilidades. De ahí la victoria del neoliberalismo imparable desde la decada de los 80 hasta hoy, retroalimentando cada vez más el poder del sector financiero y su maridaje con el corporatismo productivo.
    Efectos menor desarrollo de productos de nuevo tipo y diversificación de industrias, inelasticidad del mercado que devuelve los límites al crecimiento económico real. Luego única vía, la depauperación de las poblaciones y de otros países por los más fuertes.
    O restablecemos los controles democráticos, para que los oligopolios que el mismo Max Keiser denuncia,no continúen controlando la acción del gobierno y los mercados, o el futuro es depauperación y empobrecimiento.
    Debemos devolver el dinamismo eficiente a la sociedad, y sobre todo a la investigación y sus aplicaciones auténtico factor de creación de riqueza, factor que ha hecho multiplicarse los panes y peces en un mundo de elección entre recursos escasoz (o eso nos contarón, nos cuentan y es cierto en sentido ecológico).

    Saludos Cordiales BARBARIE O DEMOCRACIA

  73. Perdonad los errores esta hora para mi no es la mejor ni la más clara del día.

    Saludos Cordiales

  74. Esto es obviamente una pérdida de tiempo. Se está reafirmando usted en unas falacias sin correspondencia con lo real.

    Habla de la concentración de los oligopolios y me remite a un texto del señor Garzón donde se afirma -si es que no recuerdo mal- que unas 760 multinacionales controlan el 80% del mercado internacional…

    La pregunta es: ¿le parecen pocas?

    Hace 100 años ni siquiera había 760 multinacionales. Nunca en la historia hubo tanta oferta dispuesta por tantas empresas diferentes. Alimentos, ropa, coches, ordenadores… lo que usted quiera fabricado en mil calidades y en mil lugares por mil empresas diferentes.

    Pero supongamos que no es así y que existe esa concentración de poder empresarial, de poder económico. Supongamos también que, como usted dice, esa concentración es mala.

    Bien, pues tanto peor será que el Estado requise el 50% de la riqueza nacional. Un Estado que además posee capacidad coercitiva al poseer capacidad legislativa. Como el Corte Inglés es malo, dejemos que los políticos nos confisquen el 50% de lo que ganamos. El razonamiento -por llamarlo de alguna manera- me resulta inasequible. Si una cosa es mala, la otra por fuerza ha de ser peor.

    Y luego habla de un ‘neoliberalismo’…

    Lea bien: nadie, jamás, ha formulado una teoría económica o política con ese nombre. No tiene creador, ni postulados, ni declarados seguidores. Es un invento de los socialistas de toda la vida para denostar al liberalismo de toda la vida asociándole de forma gratuita vagas connotaciones negativas.

    Añadir que por lo visto no entiende lo que es la Eficiencia dinámica y la optimización de los flujos de información. Por estas cosas le dieron un Premio Nobel a un señor llamado Hayek. Así que le recomiendo que le lea. Si aún así sigue sin comprenderlo, pues lo siento mucho. Yo más no puedo hacer.

    Finalizar reiterando lo obvio: Marx se equivocó. De ningún modo se reduce la tasa de ganancia y se depaupera al proletariado. Eso no ha sucedido porque el mercado, la libre competencia en ese mercado, aumenta la productividad al optimizar los recursos disponibles. Y el conocimiento técnico también es un recurso.

    Así que, parafraseando a cierto filósofo, no piensen ustedes y miren.

  75. El gran problema estructura es la banca de reserva fraccionaria, la coacción institucional de las monedas de curso legal y forzoso y la colectivización monetaria, o lo que es lo mismo la centralización de los tipos de interés y de cambio y por la tanto la fijación forzada y política o planificada de los precios más importantes de la economía; el capitalismo, la socialdemocracia, y blablablá son paridas para engañar a viejas y explotar los prejuicios y la manipulación previa o adoctrinamiento político sectario que el destinatario de la parida ha sufrido de antemano para aprovecharse de su ignorancia, y muchas veces de su desesperación, y que voten a politicuchos meapilas. Politicuchos que se contentan con la socialdemocracia o lo que es lo mismo, con llevarse la comisión fiscal de la gran servidumbre y latrocinio financiero que consiste en fabricar dinero en cantidades ingentes de la nada porcentual y prestárselo a los amiguitos, al Tesoro o a otros bancos para que hagan las barbaridades que les salgan del balance. El gran problema es que los bancos tienen unas maquinitas de hacer dinero escriturario y disponen a través del mecanismo del crédito de la manipulación centralizada de todos los precios de la economía, que provocan obviamente etapas de auge y recesión que llamamos o burbujas o crisis financieras al alterar todos y cada uno de los precios de la economía; tienen un prestamista de último recurso que pueda robarnos a todos sin meternos la mano en el bolsillo y que al equivocarse, que siempre se equivoca, al fijar los precios, agrava esas etapas inherentes a la creación artificial de dinero y por ende de crédito sin respaldo de ahorro real. Son asimismo los amos de los oligopolios y grandes empresas, de los partiduchos como Izquierda Unida … y todo lo que está en venta; y por experiencia tengo comprobado en el terreno de la prostitución ética comprar comunistas sale muchísimo más barato que comprar otro kilo de almas politizadas. Estos tipos colocan en el Congreso a retóricos y correveidiles para salvaguardar su privilegio de creación de dinero escriturario confundiendo al personal con GILIPOLLECES como con las que nos deleita el sr. diputado del modelo alternativo, que luego se dedican a repetir en la saciedad en los medios de comunicación, universidades y demás instituciones basadas en la repetición para tratar de engañar y lavarle el cerebro al mayor número. La explotación intelectual dolosa o negligente de la ignorancia de la gente en un momento de grave desesperación como el presente está muy feo sr. diputado, y venir a vender a Marx a estas alturas es además de hortera es como vender libros usados a precio de Vega Sicilia. Lo de los marxistas y comunistas, y tal … por no hablar de lo de los neoliberales y demás cuentos para no dormir … otra cosa no, pero son cabezones. Tratar de hacerle creer a la gente que es una cuestión estructural del capitalismo (sic) que esté en el paro, que tenga un salario de mierda o que vengan los políticos corruptos y los bancos quebrados a cerrar los servicios públicos o a explotarles fiscal, salarial y financieramente es una tomadura de pelo DESCOMUNAL. Y tratar de hacerles creer que Izquierda Unida lo arreglará todo, nacionalizando la banca e instaurando el eco-comunismo ya es la para que se vaya el sr. diputado al club de la comedia. El problema del paro, del subempleo, de la falta de competencia, de la explotación fiscal que propende a ofrecer peores y menores servicios públicos a cambio de impuestos cada vez más altos … etc … etc … se debe a la descomunal incompetencia y corrupción financiera, política, burocrática, legal y empresarial que se ha instalado en España desde hace bastantes lustros y a otros factores culturales y éticos promovidos precisamente por politicastros meapilas. Se debe a la capitidisminución del Derecho y con él de la Administración de Justicia para que los políticos se autoasignen todos los privilegios que quieran, obren sin cortapisa legal o financiera, gasten todo lo que les sale del programa e ignoren sistemáticamente los fundamentos más elementales de gestión económica, de legalidad y de ética. Se debe a que los partituduchos como Izquierda Unida, y todos los setantayochistas son unos vendidos y como están de mierda hasta las orejas han de obrar como sicarios de la banca que ellos mismos han quebrado jugando a banqueros en el pasado. Ahora les toca pagar la factura y como pretenden seguir viviendo igual de bien que hasta ahora pues han de recrudecer la represión financiera, fiscal y regulatoria … mientras colocan algún niñato meapilas para que haga el ridículo ante la gente sensata que sabe de qué va todo esto, y así hacerle creer a los idealistas del inédito y desconocido, gnóstico y secreto modelo alternativo, fanes de Marx y lectores de Lenin, para que difundan por ahí que esto no es sino culpa del fantasma del capitalismo, que es como decir que es culpa del anticiclón de las Azores, y le hagan creer a la gente que la culpa de la catástrofe social y económica española no es ni culpa ni voluntad de los políticos, de los banqueros y de los grandes oligarcas españoles. Menuda cuadrilla de farsante. ¿No se da cuenta sr. diputado de que hace el ridículo con sus teorías? … ¿no se da cuenta sr. diputado de que le están tomando el pelo explotando su idealismo y su falta de sentido común y su inexperiencia? … ¿no se da cuenta sr. diputado de que es Usted otro títere del sistema y de los más odiosos?. … ala, ahora a pontificar un poquito. Amén … comunista.

  76. Me parece un análisis muy preciso y sí creo que la consecuencia de todo esto será una tremenda lucha por la supervivencia, que se encuentra amenazada gravemente por la voracidad. Del mismo modo que una población de conejos se puede ver abocada a su propia destrucción, si se convierten en una plaga.
    Que Marx tenga razón, no es lo mejor que nos puede pasar, porque una dictadura del proletariado no es precisamente un destino deseable. las dictaduras son terrenos abonados para que tomen el poder los sinvergüenzas, los tarados, los furiosos y, en general , los menos capacitados para gobernar una sociedad humana. El problema es que esta locura actual nos conduce a un abismo. y no sólo lo dijo el profeta Marx, también lo analizó maravillosamente el profeta Aldous Huxley. El problema es que nos toca asumir responsabilidades, a todos y cada uno de nosotros, y dejar de delegar el ejercicio de nuestra libertad en manos de gobernantes y curas. Esa “gente horrible” a quien podemos insultar y culpar de todo lo que nos pasa, porque son tan estúpidos y están tan tarados que se han metido a gobernar patrimonios y conciencias. Eso no pasaría si todos los ciudadanos fuésemos políticos, en vez de apolíticos o más bien apáticopolíticos, y tomásemos nuestras propias riendas, participando de verdad.
    Asumir nuestra libertad, nuestra responsabillidad y nuestra independencia es nuestra única oportunidad, si queremos sobrevivir. Eso no nos lleva necesariamente al comunismo que hemos conocido en Rusia y mucho menos aún a una dictadura, del proletariado o de la que sea. Pero sí que nos puede llevar a poner límites tolerables a la propiedad privada y al poder que un solo indivíduo pueda o deba tener sobre un grupo y sí que debería llevarnos a la cooperación y a la gestión óptima de los recursos. No es algo tan utópico, ni tan terrible. No es el coco… (ni el cocomunismo) es la base de cualquier sociedad. Para sobrevivir lo hacen hasta los monos.

  77. @Álvaro García Gutiérrez,

    un excelente análisis. Muy poca gente entiende de lo que estás hablando, incluyendo al sr. Alberto Garzón, que como economista Marxista, está invuido en una teoría económica del siglo xix, ignorando de manera sistemática todos los avances científicos en economía que se han producido desde entonces.

    Lo que tú has hablado es el centro de todos los problemas: el dinero, y no ese endemoniado concepto Marxista del capital. Si se producen crisis de expansión y contracción (crisis), es consecuencia del sistema de colectivización del dinero, del concepto dinero, que muy muy poca gente sabe distinguir del crédito, aunque en la calle sean un sinónimo. Mientras no sepamos que el origen de las crisis con dinero fiat a lo largo de la historia han sido las expansiones de crédito en tasas muy por encima del ahorro real, y la incapacidad de poder utilizar modenas alternativas de curso legal, forzoso y para el pago de impuestos, con las que estabilizar los sudden stop, continuaremos en el mismo debate que no sirve para nada.

    por cierto, cuando se habla de explotación y competición del trabajador, Marx hacia referencia al concepto plusvalía, y no a atizar a los trabajadores con un látigo, concepto éste último se ha quedado en la mente del 99% de los ciudadanos. Muy poca gente entiende que capital y capitalismo significa ahorro, y no consumo. Cuando se habla de competir, no se habla de empresas y trabajadores que compiten por el mismo recurso en modo los “Juegos del Hambre”, sino en estar continuamente invirtiendo en mayor productividad o valor añadido con el que diferenciarte de tu competidor. los marxistas, cuando hablan de competencia, siempre se refieren a una parte del concepto competitividad, es que via salarios, pero nunca hablan de que existen otras variables, como son la inversión en productividad o valor añadido. ¿acaso cuando salió Android, sus ingenieros estaban compitiendo en salarios con Microsoft?

    Por último, es absurdo decir que el capitalismo hace tender a los salarios hacia cero (o salarios de miseria). Dicho así es decir una media verdad que hace parecer que es mentira. Para empezar, eso solo ocurre si estamos hablando de un mismo producto que no evoluciona. Pero para eso está la inversión en valor añadido: invertir productos y servicios del presente con el que mejorar la productividad de los bienes de producción, tanto en calidad como en cantidad. Con esto te diferencias de la competencia, y obtienes mejores salarios y beneficios. Este ejemplo se puede ver de manera muy clara con la industria informática: ésta, de manera constante, está reinvirtiendo parte de sus beneficios en mayor productividad y valor añadido (nuevos microprocesadores, nuevos sistemas operativos, nuevas características, etc.). ¿esta competición ha hecho tender los salarios hacia cero? no. al revés, ha creado toda una industria del siglo xxi, toda una industria del conocimiento que ha surgido del capitalismo, es decir, de la libertad de los individuos, su conocimiento, y el capital.

    se puede defender perfectamente los derechos de los trabajadores, y una sociedad del bienestar, sin tener que recurrir a teorías económicas del siglo xix.

    un abrazo

  78. Humildmente, Alberto, creo que has olvidado de “El imperialismo, la fase superior del capitalismo” de Lenin, o yo me he perdido en algo.

    En ningún momento del proceso capitalista pierde vigencia Marx. Aquel lo explica divinamente.

    ¡Salud!.

Trackbacks for this post

Dejar un comentario

You can use these tags: <a href="" title=""> <abbr title=""> <acronym title=""> <b> <blockquote cite=""> <cite> <code> <del datetime=""> <em> <i> <q cite=""> <strike> <strong>

Participa! ¿conoces el trabajo de Alberto Garzón en el Congreso?